La suba de la tasa a 10 años en EE.UU. afectó a todos los mercados