El dólar cayó por quinta rueda en fila y perforó el piso de $38