Quilmes desembarca en Mendoza: compró una bodega con capacidad para producir 11,5 millones de litros de vino



La Cervecería y Maltería Quilmes anunció la incursión en la industria del vino con la flamante adquisición de la bodega Dante Robino. La operación incluye todos sus productos y los viñedos ubicados en el distrito de Perdriel, departamento de Luján de Cuyo, Mendoza.

 

Su portafolio incluye vinos y espumantes de media y alta gama entre los que se encuentran las líneas: Dante, Capriccio, Novecento, Atelier y otras de exportación. La misma cuenta con 11,5 millones de litros de capacidad de producción y 74 empleados, quienes continuarán trabajando para la empresa en su totalidad.

 

“Somos una compañía con 130 años de historia en el país. Tenemos una visión de largo plazo y compromiso con la Argentina. A pesar del duro contexto económico del país y de afrontar dos años de significativa caída de volumen en nuestro negocio, nosotros no especulamos, sino que tomamos riesgos y apostamos a invertir, a producir y a generar empleo de calidad en todo el país”, señaló Martín Ticinese presidente de Cervecería y Maltería Quilmes.

Te puede interesar:  El Gobierno le mete presión a la industria frigorífica tras nuevos aumentos en carne

 

Según el portal mendocino Los Andes, la adquisición se da en el marco de la decisión estratégica de Quilmes de continuar con el crecimiento y complemento del portafolio de marcas de la compañía. Esta inversión se suma a los lanzamientos de las marcas de vino “Blasfemia” (vino en lata) y “Root” (botella de 375 mililitros) que desde hace unos meses se comercializan como prueba piloto en 600 comercios de Ciudad de Buenos Aires.

Te puede interesar:  El Gobierno le mete presión a la industria frigorífica tras nuevos aumentos en carne

 

Por su parte, Ignacio Squassini, actual director ejecutivo de Bodega Dante Robino afirmó que “La industria vitivinícola argentina es de primer nivel en el mundo. Que una empresa como Cervecería y Maltería Quilmes se haya interesado por nuestros productos e instalaciones nos llena de orgullo y habla de la calidad de nuestros vinos y espumantes y de nuestra tecnología de punta. Ser parte de esta gran empresa es una oportunidad para aprender y nutrirnos de su liderazgo y capacidad comercial y así poder seguir creciendo y llegar cada vez a más personas.”

 



Lee también: