Inicio » Economía » El Presidente se reunió con 50 cámaras para hablar sobre el acuerdo Mercosur – UE

El Presidente se reunió con 50 cámaras para hablar sobre el acuerdo Mercosur – UE

3 de julio, 2019

Macri con empresarios en Olivos (2) pyme

El presidente Mauricio Macri recibió esta tarde en la Quinta de Olivos a más de sesenta representantes de más de 50 cámaras empresarias para darles detalles del acuerdo comercial alcanzado entre el Mercosur y la Unión Europea. El encuentro contó con la participación de los ministros de Relaciones Exteriores y Culto, Jorge Faurie, y de Producción y Trabajo, Dante Sica.

 

También participaron el secretario de Gobierno de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, la secretaria de Comercio Exterior, Marisa Bircher y el secretario de Relaciones Económicas Internacionales, Horacio Reyser.

 

“Este acuerdo es un hito que marca un antes y un después en la política industrial del país. Principalmente, porque determina un marco estable para las empresas que invierten, generan trabajo, planifican su producción y buscan insertarse en cadenas globales de valor”, afirmó Sica. “Además, tiene impacto federal porque abre un mercado con mucho potencial para las economías regionales”, agregó.

 

Las autoridades resaltaron que el acuerdo fomenta las exportaciones de bienes y servicios, incrementa y diversifica las exportaciones de las economías regionales, y garantiza las reglas de acceso al comercio con uno de los principales mercados de exportación de Argentina.

 

Además, destacaron la importancia que tendrá para las pymes de nuestro país y la necesidad de alentar su inserción en el comercio mundial, ya que cerca del 70% de las exportaciones a la UE provienen de pequeñas y medianas empresas. Para ello, el tratado prevé desarrollar programas que faciliten la integración de las pymes en cadenas globales de valor, proveer asistencia técnica y facilitar su participación en procedimientos de compras gubernamentales.

 

Se acordó una agenda de reuniones bilaterales por regiones y sectores con representantes provinciales (ministros de producción, diputados y senadores), empresas y sindicatos, para explicar los detalles del acuerdo y avanzar en conjunto en una implementación progresiva que permita potenciar el crecimiento de todas las industrias.

 

Por el sector empresario estuvieron presentes: Gerardo Díaz Beltrán y José Bereciartua (CAME), Gastón Remy (IDEA), Jaime Campos (AEA), Miguel Acevedo (UIA), Félix Pereyra (COPAL), Jorge Di Fiori y Mario Grinman (CAC), Enrique Mantilla (CERA), Roberto Wagmaister (ARGENCON), Mauro Busso (CESSI), Gustavo Idígoras (CIARA), Claudio Sesaria (ABA), Daniel Pelegrina (SRA), Carlos Iannizzotto (CONINAGRO), representantes de FAA, Dardo Chiesa (CRA), Miguel Zonnaras (FECACERA), Francisco Loizzo (Centro de Despachantes de Aduana), Martín Rapallinni (UIPBA), Isabel Martínez (UIC), Fernando Morales (COVIAR).

Te puede interesar:  Alvarez Agis, polémico: “Con Macri, el dólar estará más alto que con Alberto”

 

Además participaron: Eduardo Boeiro (CAPECA), José Moscuzza (CAIPA), Lisandro Belarmini (CEPA), Luis Pelaez Gamboa (ADEFA), Raúl Amil (AFAC), Gerardo Venutolo (ADIMRA), Horacio Moschetto, (CIC), Luis Tendlarz (FITA), Isaias Drajer (CILFA), Antonio Paolini (CAIP), Horacio Martinez (FINA), Diego Ordoñez (CIQYP), Federico Gadea (Cámara de Industriales Arroceros de Argentina, Pablo Alfredo Villano (APYMEL), Miguel Paulon (CIL), Adrián Edgardo Kaufmann Brea (CIPA), Nicolas Schwanek (FOA), Alberto Arizu (WOFA).

 

Patricia Ortiz (Bodegas Argentinas), Lucas Mendez Tronge (FEDERCITRUS), Pedro Reyna (FAIMA), Martín Berardi (CAA), Javier Melcer (CEOPE), Claudio Terrés (AFCP), Mario Ravettino (ABC), Pablo Ballazini (Comité Argentino de Blueberries), German Barzi (CAFI), Martín Cabrales (CLERA), Pablo Olmedo (CADIEM), Federico Hellemeyer (FEDEHogar), Alejandro Iglesias (Asociación Argentina de la Industria Eléctrica y Electrónica), Javier Prida (CAPIA), Roberto J. Domenech (CEPA), Diego H. Cifarelli (FAIM), Lorena Basso (ASA) Paulo Luzenvich (FEHGRA) y Marco Prenna (CIAFA), completaron la comitiva del sector privado.

 

Todos  los presentes consensuaron que el acuerdo representa un hecho histórico y una oportunidad para fortalecer la inserción de Argentina en el mundo y ofrecer productos y  servicios que respondan a los estándares de calidad internacional. En este sentido, el diálogo y el apoyo con el sector privado es la clave para potenciar la productividad y competitividad de las empresas.

 

 

Ejes del acuerdo

 

Ayer, la Cancillería difundió un resumen que profundiza la información de lo que se conoce hasta el momento sobre este acuerdo comercial, exponiendo los beneficios generales del acuerdo y apunta a “desmitificar” supuestos riesgos para la economía local. Entre todos los beneficios enumerados, el documento destaca el fomento en las exportaciones, teniendo en cuenta que durante el año pasado la UE fue el segundo importador mundial por una suma aproximada de 2 billones de euros extrazona.

 

“La UE elimina los aranceles para 92% de las exportaciones del Mercosur y otorga acceso preferencial para otro 7,5% (cuotas y otras modalidades de acceso que no implican eliminación total de aranceles). Menos de 1% quedó excluido”, explica el documento sobre el tema de los bienes. “En contrapartida, el Mercosur eliminará aranceles para 91% de las importaciones desde la UE y dejará excluido 9% de productos sensibles de nuestro bloque”, añade.

Te puede interesar:  Lecciones "nacionales" del paro de colectivos en el interior del país

 

El texto indica que el acuerdo prevé plazos extensos y previsibles para la desgravación arancelaria para “contemplar las sensibilidades” de los productores locales. Adicionalmente, según el texto, la UE se compromete a eliminar sus aranceles a las importaciones más rápido que el Mercosur: 76% de las importaciones de la UE provenientes del Mercosur verán eliminados sus aranceles de manera inmediata y el resto se liberalizará en 4, 7 y 10 años; la desgravación inmediata del Mercosur sólo alcanza a 13% del comercio y el resto se reparte en plazos de 4, 8, 10 y 15 años. Aproximadamente, 60% de las importaciones desde la UE se encuentran en plazos de 10 o 15 años.

 

“Gracias al acuerdo, la UE liberalizará 99% de su comercio agrícola con el Mercosur. Se espera ampliar y diversificar nuestras exportaciones a un mercado de elevado poder adquisitivo. La liberalización del mercado se producirá a través de la eliminación de los aranceles de importación (que llegarán a 0%) de 81,7% de nuestras exportaciones, y 17,7% restante, a través de cuotas o preferencias fijas”, explica el texto oficial.

 

Por otra parte, respecto a la “desmitificación del acuerdo”, en el documento aseguran que el acuerdo no expondrá inmediatamente a la industria local ante la competencia europea y destaca que tampoco implicará una apertura económica sin red de contención ni obliga a modificar las leyes laborales y ambientales. También aclara que el tratado no modificará la legislación en materia de patentes, datos de prueba o variedades de plantas.

 

También aclara que el acuerdo no obliga al Estado argentino a adquirir bienes o servicios europeos. “Los compromisos se limitan a garantizar la transparencia en los procesos de contratación, así como la no discriminación entre oferentes nacionales y extranjeros”, indica el informe. “Las firmas europeas sólo podrán competir con las empresas argentinas en aquellas licitaciones que superen el umbral mínimo de US$ 1.200.000”, afirma el texto.

Dejá un comentario