Ranking de la felicidad: Argentina cayó del puesto 29 al 47

20 de marzo, 2019

deudor hombre-negocios-siente-triste-preocupado-frustrado-frustrado-molesto-falla-despues-perdida-trabajo_42764-2

Argentina cayó del puesto 29 al 47 en el Ranking de la Felicidad 2019 realizado por un grupo de expertos independientes con el apoyo de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Universidad de Columbia. La lista de 156 países es encabezada por Finlandia, Dinamarca y Noruega, mientras que en los últimos puestos la cierran Afganistán, República Centroafricana y Sudán del Sur.

 

El informe, difundido en el el Día Internacional de la Felicidad, evalúa la calidad de vida de las personas mediante “una variedad de medidas de bienestar subjetivo”, tal como asegura el documento que se publica desde hace siete años. Pero también considera otras variables como los niveles de educación, el apoyo social, la eficiencia de los gobiernos, la expectativa de vida o la corrupción, informó la agencia EFE.

 

El Día Internacional de la Felicidad se celebró por primera vez en 2013 y según las Naciones Unidas fue determinado “como reconocimiento del importante papel que desempeña la felicidad en la vida de las personas de todo el mundo”.

 

Detrás de los tres países nórdicos que conforman el podio se encuentran Islandia, Holanda, Suiza y Suecia. Mientras que el primer país no europeo en la lista es Nueva Zelanda, en el octavo lugar, seguido de Canadá. Austria completa los primeros diez lugares y Costa Rica se encuentra en el lugar 12, luego de Australia.

 

Con respecto al informe, Argentina fue superada por países como Chile (en el puesto 26), Guatemala (27), Brasil (32), Uruguay (33), El Salvador (35), Colombia (43), Nicaragua (45) y Kosovo (46). De estos países, solo Chile y Brasil superaban a la Argentina en el ranking anterior.

 

La Asamblea General de la ONU decretó en 2012 el 20 de marzo como el Día Internacional de la Felicidad “para reconocer la relevancia de la felicidad y el bienestar como aspiraciones universales de los seres humanos y la importancia de su inclusión en las políticas de gobierno”.

 

También reconoce “la necesidad de que se aplique al crecimiento económico un enfoque más inclusivo, equitativo y equilibrado, que promueva el desarrollo sostenible, la erradicación de la pobreza, la felicidad y el bienestar de todos los pueblos”.

 

Dejá un comentario