El trigo, en el centro de la relación de Argentina y Brasil

22 de marzo, 2019

Se agregan nuevos puntos de cobertura en la PBA para el trigo

Tras el acuerdo entre Trump y Bolsonaro por el que Brasil permitirá la importación anual de 750.000 toneladas de trigo estadounidense libre de arancel, la Bolsa de Cereales, junto a Fundación Indai, emitieron hoy un comunicado expresando la preocupación por el impacto que tendrá para Argentina.

 

Con importaciones por 6,5 millones de toneladas para el promedio de los últimos tres años, Brasil es uno de los principales importadores mundiales de trigo.

 

“La competitividad de su producción, el menor costo de transporte dado por la cercanía geográfica, la preferencia obtenida a través del Mercosur y las relaciones comerciales construidas entre los actores privados a lo largo de los años, le han permitido a Argentina convertirse en el principal proveedor de Brasil”, señalaron desde la Bolsa y agregaron: “De esta manera, el mercado brasileño reviste de una importancia significativa para nuestro país, siendo destino del 50% de sus ventas de trigo en 2018. Históricamente, Argentina ha colocado entre 4 y 6,5 millones de toneladas de trigo en Brasil”.

 

 

Además de ser el principal destinatario, Brasil dispone de una demanda constante del cereal en todos los meses del año, por eso es también quien apuntala el precio para los meses de campaña comercial. Hasta ahora, las importaciones desde Estados Unidos sólo se daban ante la escasez de oferta argentina. Sin embargo, este acuerdo le estaría garantizando un acceso preferencial a competidores extra-regionales todos los años.

 

“Si bien el riesgo de que Estados Unidos, u otro competidor, le quite al trigo argentino una porción importante del mercado brasileño parece bajo, esta medida tendrá un impacto en el precio FOB de Argentina, que deberá hacer un esfuerzo adicional para conservar su participación actual”, explicaron. De esa forma, si ocurre una pérdida de mercado, Argentina podría requerir a Brasil alguna forma de compensación.

 

“Este caso pone sobre la mesa el debate sobre la flexibilización del Mercosur. Los países del bloque, ante la falta de avance en la agenda de negociaciones internacionales, vienen reclamando la posibilidad de negociar acuerdos comerciales de manera bilateral con socios extra-regionales”, cerraron en el informe.

 

RelatedPost

Dejá un comentario