“El Gobierno está leyendo mal la realidad”

El Economista dialogó con Daniel Arroyo (Frente Renovador)

 

Entrevista a Daniel Arroyo Diputado por el Frente Renovador Por Mariano Espina

 

“El que se endureció no fue el Frente Renovador sino el Gobierno”, asegura Daniel Arroyo, diputado nacional por el espacio que lidera Sergio Massa. Tras un diciembre agitado, en el que el massismo expresó una oposición dura contra Cambiemos, Arroyo sostiene que el oficialismo seguirá por esa línea y señala: “Creo que nos va a meter en un lio bárbaro porque creo que va a causar un conflicto social grande”.

 

¿Qué balance hace de la agenda que el Gobierno propuso el último diciembre?

El Gobierno está delineando un camino, un modelo que potencia a la actividad privada y que parte de la teoría de que Argentina tiene que crecer en base a salarios bajos. Es un modelo posible pero es un modelo que deja a veinte millones de personas afuera. Mi impresión es que, después de las elecciones, el Gobierno sintió que podía avanzar en este sentido y creo que van a seguir en esa linea.

 

¿Cree que en los primeros meses de este año, y desde el Congreso, el oficialismo va insistir con ese tipo de reformas?

Lo ha planteado el propio Gobierno, que van a presentar la reformar laboral en febrero. Está claro que el Gobierno va a seguir en esta linea y creo que nos va a meter en un lio bárbaro porque creo que va a causar un conflicto social grande. El Gobierno está leyendo mal la realidad. Lo que veo es que empieza un cambio en el humor social.

 

En ese sentido, ¿no sería arriesgado para el Gobierno plantear en febrero la reforma laboral?

Creo que corre ese riesgo pero el Gobierno lee las reformas en la clave de gobernabilidad. Sostiene que este tipo de proyectos debe sacarlos o sacarlos, aún con riesgo de perder acompañamiento. Y esto va generando un conflicto importante.

 

¿Con estos proyectos Cambiemos obliga a posibles aliados a tomar una postura de blanco o negro?

Está claro que para el Gobierno ahondar la grieta le da resultados exitosos en términos electorales y le resulta fácil en términos comunicacionales. Pero es una irresponsabilidad grande e importante en un país que tiene 30% de pobreza.

 

¿Siendo una fuerza concentrada en la PBA, no se discutió dentro del Frente Renovador acompañar la reforma previsional por la compensación que este proyecto significa para la provincia?

Nadie niega que la provincia tiene un problema de coparticipación, y hemos dicho varias veces que se tenía que recuperar el Fondo del Conurbano, pero nunca se nos hubiese ocurrido que había que sacárselos a los jubilados y las personas que cobran la AUH.

 

¿Cree que el FR endureció su discurso respecto al Gobierno?

Claramente en 2016 acompañamos varios medidas de Cambiemos. Pero el que se endureció no fue el FR sino el Gobierno. El Presidente sintió que, después del triunfo electoral, tenía una avenida despejada para avanzar con las reformas que creía positivas. Pero no son reformas, sino ajustes contra los que menos tienen. Cuando decíamos, en campaña, que íbamos a oponernos a todas estas iniciativas, el Gobierno desmentía que iba a proponerlas.

 

¿Hay en el Frente Renovador una intención de ampliar el espacio?

Esa intención siempre está, y en ese sentido fue la reunión con Gustavo Menéndez (presidente del PJ bonaerense), con el fin de plantear algunas acciones en conjunto.

 

¿Cree que el reacercamiento al peronismo es un camino posible?

Creo que el 2019 es ciencia ficción en Argentina. Creo que hay que trabajar en construir una agenda común, como lo hace Massa con Menéndez. Una agenda sobre temas que realmente representen y acompañen a los que menos tienen. El esquema electoral y acuerdos siempre en Argentina suceden cerca de los cierres. El rol de la oposición no es solo oponerse, sino también construir una agenda propia y es a eso a lo que apuntaremos en este 2018.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *