El dólar cerró estable (en la semana subió 60 centavos)