El dólar a nivel local profundizó la baja. El Merval cayó mientras Wall Street y los índices europeos mostraron resultados positivos. El precio del barril de petróleo repuntó en un escenario en el que se espera estabilidad para la cotización de la commodity a futuro.

El desplome en los precios del crudo causó estragos, tanto en la plaza local como en la internacional, provocando que la renta variable también cayera. Por su parte, el dólar retrocedió aun cuando el BCRA recortó nuevamente las tasas de interés hasta el 29,75%.

Luego de años sin crédito hipotecario genuino y con un Pro.Cre.Ar. que fue más política que algo real y concreto, estamos volviendo a tener opciones sustentables de crédito.