Por tercera semana consecutiva, la autoridad monetaria dejó en 30,25% la tasa de las Lebac monetarias, en busca de consolidar la actual desinflación.