Fuerte apoyo del sector a la Ley de la Economía del Conocimiento

13 de marzo, 2019

 

Ayer, el Presidente Mauricio Macri, en compañía del ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, y de los secretarios de Emprendedores y Pymes y de Transformación Productiva, Mariano Mayer y Paula Szenkman, respectivamente, anunció el envío al Congreso de un proyecto de ley con incentivos y beneficios impositivos para las empresas que forman parte de la economía del conocimiento, con el objetivo de potenciar a esta actividad y con la cual el Gobierno busca crear 215.000 puestos de trabajo y pasar de los US$ 6.500 millones actuales a US$ 15.000 millones en exportaciones anuales para 2030.

 

Este proyecto, que reemplazará a la vigente Ley de Software y que sumará a otros rubros como biotecnología, desarrollos audiovisuales, servicios de electrónica y comunicaciones, geología, nanociencia, inteligencia artificial, robótica y centros de exportación de servicios profesionales, contempla menores costos laborales y tributarios, estabilidad fiscal y fomento de nuevas firmas para aquellas actividades que se caracterizan por el uso intensivo de tecnología y que requieren de capital humano altamente calificado a fin de competir a nivel global. Desde el Gobierno estiman que tendrá un impacto fiscal de $3.500 millones.

 

La iniciativa, que cobijará a más de 10.000 empresas y que según indicaron desde Producción nació del consenso con empresarios, técnicos, legisladores y economistas, fue muy bien recibida por los emprendedores y empresarios del sector.

 

“Es una muy buena señal para la aparición de nuevas empresas. Creemos que en este caso el Estado ha escuchado las necesidades del sector productivo”, afirmó la directora de la Cámara Argentina de Biotecnología, Graciela Ciccia.

 

“Es una oportunidad histórica porque no hay un límite en cuanto a la demanda del trabajo argentino”, señaló Martín Migoya, Ceo de Globant, que manifestó su satisfacción con esta propuesta porque además tiene previsto expandirse hacia nuevos sectores. “Estamos ante la ley de la creación del empleo del futuro. Podemos decir que es la Vaca Muerta de la gente”, expresó el presidente de la Cámara de la Industria Argentina del Software (Cessi), Aníbal Carmona.

 

“Los países hoy compiten por el conocimiento, y en la medida que avance este proyecto es absolutamente viable que se generen 200.000 puestos de trabajo”, estimó el presidente de Accenture, Sergio Kaufman. Además, todos los empresarios presentes en el encuentro que se llevó a cabo en la Casa Rosada coincidieron en la necesidad de avanzar con un criterio de perspectiva de género.

 

“Claramente, para que se genere empleo es necesario tener impuestos competitivos, que no nos saquen de la cancha”, señaló Macri durante el anuncio frente a representantes del sector. “Lamentablemente, en esta Argentina que todavía está madurando, no se entiende que poner un impuesto todos los días nos corta las piernas, nos impide crecer”, agregó el Presidente, que calificó a esta ley como “más ambiciosa”, que hay que “defenderla en el Congreso”, y subrayó que confía en tener la media sanción de la norma “en pocas semanas” para así lograr certidumbres sobre las cuales crecer y desarrollarse.

 

“Queremos que estas actividades basadas en conocimiento tengan un marco tributario que les permita competir globalmente. En 2017 dimos un gran primer paso con la reforma tributaria y hoy estamos dando un paso más, brindando previsibilidad y ampliando beneficios”, señaló Mayer, que explicó que “para acceder a los beneficios hay que reunir una serie de requisitos que en este nuevo proyecto han sido simplificados, con especial consideración por las pymes y microempresas, que a partir de ahora podrán acceder solamente demostrando que el 70% de su facturación se vincula con la actividad”.

 

Según indicó el secretario de Emprendedores y Pymes, uno de los beneficios que se incorpora a la nueva es la posibilidad de aplicar el bono de crédito fiscal, que se podrá transferir por única vez, no sólo a cuenta del IVA sino también en el impuesto a la ganancia. “Vamos a permitir que las retenciones que se hagan en los países importadores de nuestros servicios se puedan descontar del impuesto a las ganancias hasta tanto avancemos en los convenios de doble imposición”, aclaró el funcionario.

 

Por su parte, Sica justificó la importancia del proyecto en base a que la economía del conocimiento está transformando al mundo. “La Argentina tiene ventajas competitivas para ser líder regional en estas actividades que crean empleo de calidad y mejoran la competitividad de toda la producción”, aseguró. “Estamos en una carrera global y tenemos que liderarla. Esta es nuestra oportunidad histórica de apostar al desarrollo de toda nuestra cadena productiva”, agregó.

Te puede interesar

Dejá un comentario

Espacio patrocinado