Con la tasa a 63,32%, el dólar bajó a $41,20

13 de marzo, 2019

Dolar hoy sube

El dólar subió 10 centavos el lunes, otros 20 el martes y, a poco de iniciada la rueda del miércoles, escalaba otros 20 centavos y se negociaba a $41,71 en el mercado spot. Sin embargo, perdió impulso luego de las dos licitaciones del BCRA y, finalmente, la divisa mayorista cerró 30 centavos debajo de la cotización de ayer, a $41 para la compra y $41,20 para la venta.

 

De esta forma, en una jornada muy volátil el “billete” retrocedió a los mismos valores del inicio de la semana.

 

Por otra parte, el dólar minorista, que ayer subió 22 centavos, cerró hoy a $40,31 para la compra y $42,30 para la venta retrocediendo 21 centavos en el promedio del BCRA.

 

 

Ayer, la tasa escaló hasta 62,548% en promedio (con picos de casi 63,49% en la segunda licitación) y hoy volvió a subir la tasa máxima. En la primera subasta de Leliq del día, el BCRA adjudicó $85.339 millones, con una tasa máxima de 63,98% y una tasa promedio algo menor a la de ayer: 62,282%. Durante la segunda, el monto fue de $115.700 y la tasa máxima 64,14%, mientras que la promedio fue 63,80%.

 

La tasa promedio total de ambas licitaciones se ubicó en 63,32% (se adjudicaron $201.039 millones), aumentando 121 puntos básicos.

 

En este contexto, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, negocia desde hoy, en Washignton, poder usar más dólares para contener el precio. Las opciones sobre la mesa son la venta de dólares por parte del Tesoro (podrían ser hasta US$ 11.000 millones), un acotamiento de la banda cambiaria (hoy, el gap entre piso y techo es de más de $10 y, a la vez, la posibilidad de vender reservas, aunque sean pocas, dentro de la Zona de No Intervención (ZNI).

 

Mientras tanto, se rumorea que el BCRA acudió a “manos amigas” para intervenir indirectamente en el mercado, y que el Banco Nación y Anses estarían vendiendo dólares.

 

La estabilidad cambiaria es clave para las aspiraciones electorales de Cambiemos y, a la vez, para que aparezca la oferta privada: hasta que el dólar no encuentre un techo, los incentivos para liquidar son escasos.

 

 

Te puede interesar

Dejá un comentario

Espacio patrocinado