Con Vaca Muerta de fondo se vota en Neuquén

6 de marzo, 2019

Macri gutierrez neuquén

 

La provincia de Neuquén será la primera en elegir a sus autoridades este año. Con el Movimiento Popular Neuquino ejerciendo el poder desde 1963, el actual mandatario Omar Gutiérrez irá por un nuevo período al frente de la de la provincia que tiene el principal activo en materia de hidrocarburos del país, Vaca Muerta, yacimiento en el que el Gobierno deposita buena parte de las expectativas para el desarrollo de la industria y en la posibilidad de captar inversiones.

 

Es por eso que en la Casa Rosada miran con especial atención el desenvolvimiento de la campaña electoral y no es mal vista probablemente no sea mal vista la eventual reelección de Gutiérrez, quien ha mostrado buena sintonía con el Ejecutivo Nacional desde el inicio de su gestión. El próximo domingo habrá poco más de 490.000 electores habilitados para sufragar en una provincia que que ha crecido demográficamente en las últimas décadas y reviste importancia estratégica.

 

Neuquén es una isla en el actual escenario de deterioro económico. Mantiene la tasa de desempleo más baja y la inversión per cápita más elevada del país. Al mismo tiempo, la continuidad del MPN al frente de la provincia ha otorgado un horizonte de estabilidad política para las grandes inversiones.

 

En la Casa Rosada miran con atención la campaña electoral y probablemente no sea mal vista la reelección de Gutiérrez.

 

Otra pata que ha colaborado para el desarrollo ha sido el sindicato de petroleros conducido por el actual senador Guillermo Pereyra, quien ha aceptado la flexibilización de algunos rubros laborales en el marco de una actividad en expansión.

 

El desarrollo de la industria de hidrocarburos y la perforación de pozos moviliza a distintos sectores de la economía además de generar una gran demanda en materia de infraestrutura.

 

El resultado de la elección no será inocuo, un triunfo de la oposición generará inquietud entre los inversores.

 

Según pudo averiguar El Economista, las empresas radicadas en la provincia, ven con desconfianza la posibilidad de que un candidato kirchnerista llegue a a la gobernación y prefieren que el actual oficialismo continúe al frente de la provincia.

 

El resultado de la elección no será inocuo: genera inquietud entre inversionistas y podría tener un correlato negativo en el precio de los títulos públicos y en el riesgo país además de frenar inversiones en caso de que triunfe la oposición.

 

Los últimos sondeos indican que el intendente de Cutral-Co y candidato del peronismo y aliado de Cristina Kirchner, Ramón Rioseco, se ha acercado en intención de votos al oficialismo, lo que genera preocupación no solo en el MPN, sino también en la Casa Rosada. “Estamos en un virtual empate técnico” sostienen en el entorno del principal candidato de la oposición al mismo tiempo que desmienten cualquier cambio en las reglas de juego en caso de ganar.

 

En el peronismo neuquino se ilusionan con la posibilidad de dar el batacazo, fundamentalmente con la reaparición del exgobernador Jorge Sobisch quien presidió la provincia desde 1999 a 2007. “Es la primera vez que un exgobernador se presenta por fuera de la estructura del MPN”, reflexionaron en el entorno de Rioseco ante El Economista.

 

Sobisch, competirá el próximo domingo con el apoyo de la Democracia Cristiana.

 

El exmandatario (cuya gobernación quedó marcada por la muerte del maestro Fuentealba), volvió al ruedo electoral con críticas a Gutiérrez: “El MPN se devaluó y hoy sólo privilegia los negocios de Vaca Muerta”, sostuvo recientemente.

 

En el peronismo local, que confluirá en las urnas con un acuerdo con todos los sectores peronistas, especulan con la posibilidad de que Sobisch merme el caudal de votos del MPN otorgándoles una chance de cara a los comicios del domingo. En los números que manejan, Sobisch podría rondar el 7% en intención de votos.

 

La semana pasada, Rioseco se mostró con la expresidenta en el Instituto Patria, en un foto que buscó fidelizar los votos que la expresidenta mantiene en la provincia patagónica. “Soy el candidato de Cristina”, sostuvo el jefe comunal de Cultra-Co en recientes declaraciones.

 

Por otro parte, y aunque la elección se encamine hacia una suerte de polarización, el candidato de la alianza Cambiemos será el intendente de la ciudad capital y dirigente de la UCR Horacio “Pechi” Quiroga quien aparece en un tercer lugar, en principio con pocas chances de triunfo.

 

Hoy Quiroga recibirá a un nutrido grupo de dirigentes del radicalismo nacional, que le darán su apoyo.Entre los dirigentes que viajarán hasta la patagonia se encuentran Martín Lousteau, Alfonso Prat Gay, José Corral, Daniel Kroneberger, Eduardo Costa y José Cano. Durante la mañana, brindarán una conferencia de prensa.

 

También estará presente la candidata de Cambiemos en Río Negro, Lorena Matzen.

Te puede interesar

Dejá un comentario

Espacio patrocinado