Antorchas y críticas contra los aumentos

11 de enero, 2019

 

Con la primera marcha de antorchas de una serie anunciada para todos los jueves de enero, comenzó ayer la protesta contra los últimos aumentos de tarifas anunciados por el Gobierno a fines del año pasado. Gremios encabezados por los camioneros de Hugo Moyano y las dos vertientes de la CTA, que lideran Hugo Yasky y Pablo Micheli, fueron protagonistas de una movilización que se inició en Avenida de Mayo y 9 de Julio y culminó frente al Congreso, con la lectura de un documento crítico para con el Gobierno y duras declaraciones de Pablo Moyano.

 

Moyano lanzó una convocatoria a un paro nacional para marzo o abril. Dijo que la marcha de antorchas “es una forma de estar al lado de los reclamos de la gente”. Se refirió también a las elecciones presidenciales y abogó por la integración de un frente amplio y opositor. Consultado sobre una hipotética candidatura de Cristina Kirchner, señaló: “Eso lo vamos a resolver en una gran PASO nacional”. Y nombró como integrantes de esa contienda a Cristina, a Sergio Massa, a Felipe Solá y a Agustín Rossi, pero descartó a Juan Manuel Urtubey por ser “parte del gobierno de Macri”.

 

El documento que se leyó frente al Congreso, como coro lario de la movilización, tuvo párrafos muy duros contra el Gobierno. Tras recordar reclamos anteriores realizados en una marcha de las velas de abril, en el texto se consignó: “Este gobierno neocolonial no solo hizo oídos sordos a dichos reclamos sino que, a la par de profundizar su política de entrega y subordinación a los dictados del gran capital financiero mundial, persiste en ahogar las economías familiares del pueblo trabajador con otro brutal aumento de tarifas y condena al cierre a miles de pequeñas y medianas empresas”.

 

El Gobierno anunció en el cierre de 2018 que el transporte público aumentará 38% entre enero y marzo, mes en el que el boleto mínimo del colectivo llegará a los 18 pesos, que las boletas de gas en el área metropolitana tendrán una suba de 35% en el mes de abril y las de electricidad, de 55% en todo 2019.

 

“Estas cifras, que de por sí son abrumadoramente inalcanzables para la mujer y hombre de trabajo, en la práctica duplican la inflación oficial estimada para todo el año 2019, de tal suerte que la perversidad del Gobierno de los ricos —aun para con sus ingenuos y honestos votantes populares— supera todos los límites”, se agregó en el documento que se leyó desde un podio montado frente al Congreso Nacional.

 

Desde el texto, llamaron a continuar las marchas contra el Gobierno. “No damos por agotada, con esta proclama, la protesta contra el tarifazo y el ajuste brutal. Al contrario, llamamos a realizar marchas en todo el país —como esta que estamos haciendo ahora en la Ciudad de Buenos Aires y simultáneamente en Córdoba y Comodoro Rivadavia— y así lo haremos también el próximo 17 en Rosario y Santa Fe, el 24 en Mar del Plata, el 31 en Bariloche y el 7 de febrero en Mendoza”, convocaron.

 

La marcha de antorchas aglutinó a varios sectores. Además de sindicatos opositores a la actual conducción de la CGT, participaron agrupaciones de izquierda, como el Frente de Izquierda. La diputada Mónica Schlottahuer pidió que se convoque a un paro general y señaló: “Las marchas y cacerolazos que convocaron Moyano, las CTA y su reagrupamiento sindical sirven para mostrar la bronca y el rechazo al ajuste, pero no para derrotarlo”.

 

El día de ayer también tuvo otra protesta contra los aumentos de tarifas. La protagonizó Barrios de Pie, comenzó en el Obelisco y terminó frente a la Secretaría de Energía (a metros de la Casa Rosada) con una olla popular.

Te puede interesar


Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *