Varios actos por el 17: otra muestra de peronismo disperso

En Tucumán, estará el peronismo no K; en Corrientes, la conducción del PJ; intendentes de la PBA en Merlo y CFK, ausente

 

El peronismo tendrá hoy su emblemático festejo del Día de la Lealtad. Pero no será en un acto unificado, sino por medio de varias expresiones distantes y contradictorias entre sí, a tono (si se quiere) con el presente del movimiento creado por Perón. Cierta dispersión, disputa por el liderazgo, intentos de dar vuelta la página de la derrota en las urnas de 2015 y búsqueda de estrategia para recuperar el Ejecutivo Nacional y la administración de varias provincias, en manos de Cambiemos. Mientras tanto, Cristina Kirchner, la dirigente del universo peronista que combina la mayor intención de votos y rechazos variados de dirigentes, estará ausentes en ellos, pero seguirá dividiendo aguas.

 

Tucumán será sede del encuentro que genera más expectativas o que, por lo menos, tuvo mayor atracción mediática. Allí, el gobernador Juan Manzur será el anfitrión del llamado “peronismo dialoguista” y que más se resiste a aceptar el liderazgo de la expresidenta y actual senadora. Aun cuando Manzur fuera su ministro de Salud durante varios años. Entre los gobernadores no estarán los que mantienen pretensiones presidenciales o más allá de los límites de su provincia: ni el salteño Juan Manuel Urtubey ni el cordobés Juan Schiaretti. Sí confirmaron su participación el riojano Sergio Casas y la catamarqueña Lucía Corpacci. Mientras Casas se mantiene distante de Unidad Ciudadana, Corpacci mantiene vínculos con el sector de la expresidenta.

 

En el acto de San Miguel también estará el dirigente del Frente Renovador, Sergio Massa, si es que llega de su viaje por Estados Unidos, y varios de los legisladores de peso del interbloque Argentina Federal. Entre ellos, el senador nacional Miguel Angel Pichetto y los diputados Diego Bossio y Pablo Kosiner, aliado a Urtubey. Mientras que las dos “sorpresas” del acto serán Felipe Solá, con aspiraciones presidenciales y no tan lejos del kirchnerismo durante las últimas semanas, y el exgobernador Daniel Scioli. La característica del encuentro tucumano será la fuerte presencia de dirigentes sindicales. Sobre todo, de la pata más conciliadora de la CGT y más propensos a la negociación con el Gobierno. De hecho, las 62 Organizaciones Peronistas y el sector de Luis Barrionuevo forman parte de la organización, junto con el gobernador. Y estarán presentes los dos secretarios generales de la CGT, Héctor Daer y Carlos Acuña, además del dirigente de los trabajadores de la administración pública Andrés Rodríguez y el de los colectiveros Roberto Fernández.

 

En tanto, en Corrientes tendrá su actividad el presidente del PJ nacional, José Luis Gioja. Para diferenciarse del encuentro de Tucumán. Y como puente partidario hacia el kirchnerismo. De hecho, allí estará el titular del bloque de Diputados del Frente para la Victoria, Agustín Rossi. La excusa es la reapertura de la sede partidaria, clausurada en 2013. Y, a diferencia del acto de Manzur, no tendrá mandatarios provinciales. Se esperaba la presencia del puntano Alberto Rodríguez Saá y del formoseño Gildo Insfrán. Ninguna de las dos fueron confirmadas. Pero sí tendrá especial relevancia la participación de Beatriz Liliana Rojkés de Alperovich, exsenadora nacional, titular del PJ tucumano y esposa del exgobernador tucumano José Alperovich. Será otra muestra del distanciamiento de Manzur con su predecesor. A su vez, en el acto de Tucumán se dejará ver Carlos Espínola, senador nacional correntino y distante del kirchnerismo.

 

En Merlo, por su parte, el PJ bonaerense tendrá su propio acto. Allí, el presidente del partido Gustavo Menéndez e intendente local será el anfitrión. Y se espera que estén buena parte de los jefes comunales de la provincia. Sobre todo, los del conurbano. Luego de varias disidencias internas, el sector parece encolumnado en la crítica al gobierno de Cambiemos y cada vez más cerca de Cristina Kirchner, con grados diferentes de intensidades según los protagonistas.

 

Por último, también se llevarán a cabo una multiplicidad de actos en buena parte de las capitales provinciales. Uno de ellos, en la provincia de la que es oriundo Pichetto. En Río Negro y en oposición al “pichettismo”, el intendente de General Roca, Martín Soria compartirá acto con su aliada, la senadora nacional Magdalena Odarda, alejada hace tiempo de la Coalición Cívica, que buscarán de manera conjunta la gobernación de la provincia en 2019.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *