YPF sale a recomprar deuda por US$ 452 millones

La empresa quiere mostrar al mercado que tiene liquidez, pero para algunos analistas se busca inyectar dólares para calmar la volatilidad

 

En medio de la crisis económica y la corrida cambiaria, YPF lanzó una oferta para recomprar obligaciones negociables que vencen a fin de año por US$ 452 millones nominales. El motivo oficial es “mostrar al mercado que no tiene problemas para enfrentar sus obligaciones”, pero para varios analistas es un intento de inyectar liquidez al mercado para calmar la volatilidad cambiaria.

 

En un documento enviado a la Bolsa, la petrolera estatal aseguró que recomprará en forma anticipada y en efectivo la totalidad de las Obligaciones Negociables Clase XXVI con vencimiento en diciembre por US$ 452 millones. El banco Itaú BBA USA Securities, Fenner & Smith Incorporated y Merrill Lynch serán los organizadores y DF King & Co el agente de oferta e información.

 

La empresa dio hasta el lunes 17 a las 17 para aceptar la oferta, que es conveniente para los inversores porque estarían recibiendo por anticipado casi lo mismo que en tres meses. La compañía pagará US$ 1.005 por cada US$ 1.000 de capital más los intereses devengados, por lo que el rescate le implicaría usar un tercio de los US$ 1.500 millones que tiene en caja, según el último balance.

 

La empresa dio hasta el lunes 17 a las 17 para aceptar la oferta

 

La propia petrolera admitió que no se trata de una recompra a precios a bajos, como en las recompras recientes que hicieron varias empresas, sino que el monto de la oferta es prácticamente similar al valor de mercado.

 

Para YPF, la ganancia de esto será “mostrar que tiene liquidez”, algo que impactaría positivamente en el valor de sus acciones y bonos. La idea, sostienen, es enviar un mensaje de solidez financiera y buena liquidez a los inversores externos en un contexto de volatilidad para los mercados emergentes.

 

Sin embargo, algunos analistas no terminan de entender la movida: dicen que no es necesario mostrar liquidez porque la empresa ya presentó un balance hace dos semanas que mostraba un flujo de caja de $57.598 millones, unos US$ 1.500 millones. En cambio, creen que la operación puede ser una movida para inyectar dólares al mercado en el actual escenario de volatilidad: afirman que la recompra beneficiará al mercado argentino porque son dólares que se quedarán o ingresarán al país, y quitará presión cambiaria para fin de año, cuando varias empresas tenían vencimientos.

 

Por otra parte, los analistas consideran que el hecho de que la operación se haga ahora y no a fin de año se explicaría también porque la situación se vislumbraría más complicada a fin de año, sumando a que para Navidad los mercados estadounidenses cierran. Y no descartan tampoco que, con esos fondos, antes de fin de año YPF vuelva a ofrecer un nuevo bono, algo ya fue anunciado pero aún no tiene fecha.

 

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *