Tras los anuncios, aún continúan las dudas con el plan económico

El programa financiero de 2019 no está cerrado y, además, hay interrogantes sobre la viabilidad política y social del ajuste fiscal

 

Por Juan Manuel Antonietta

 

Ayer, luego de un fin de semana durante el cual los ministros durmieron poco, el Presidente, en un mensaje grabado de 25 minutos y, luego, Nicolás Dujovne en conferencia de prensa anunciaron medidas fuertes. Atrás quedaron los anuncios de los anuncios (no-anuncios) que se sucedieron la última semana y el mercado pudo observar algunos números, sobre todo, en el plano fiscal. No obstante, su respuesta no fue buena: el dólar minorista subió 2,7% cerrando la rueda en $38,99.

 

¿Qué está viendo el mercado que no es calmado ni por un déficit fiscal primario de 0% en 2019? Tal como anticipó El Economista la presentación del programa financiero no contó con precisiones y todavía no se encuentran cerrado los números a la espera de la renegociación con el FMI. Y además, ayer en el mercado se rezongaba por la no renuncia de Marcos Peña, uno de los señalados como el principal culpable de la crisis económica de los últimos meses.

 

En el plano fiscal los números presentados por Dujovne fueron más consistentes, pero dejaron un interrogante: la viabilidad social y política. El ajuste contempla un fuerte incremento de las tarifas para que los subsidios económicos se reduzcan 0,5% del PIB –que se verán aún más magnificados por haber quedado virtualmente dolarizadas tras la gestión de Juan J. Aranguren– y una caída del 0,7% en gastos de capital, el rubro que más fuerte ha caído en lo que va del 2018.

 

Además de estos factores, las retenciones ya cuentan con críticas desde el sector empresario. Las tarifas homogéneas de $ 3 por dólar en la industria generaron duras críticas ya que empresas que poseen sus insumos dolarizados y venden al exterior verán sus márgenes de rentabilidad aún más disminuidos y ya dicen que no tendrán más remedio que despedir personal. Es que el sector ya viene golpeado: muchos exportadores ya sufrieron en agosto la quita de reintegros, que en la práctica generan el mismo efecto que una retención.

 

 

Incertidumbre

 

“Un punto central que faltó definir es si el FMI va a adelantar los fondos y si se pondrá una restricción a la intervención en el mercado cambiario o si lo aceptará”, señaló Martín Alfie (Radar) en diálogo con este diario. “Hasta que no se determine si el BCRA podrá intervenir continuará la incertidumbre porque seguirá habiendo en el mercado un problema de flujos: hay más demanda de dólares que oferta, y no se observa oferta privada a la vista”, opinó.

 

Otra fuerte crítica de los anuncios de ayer fue la falta de un ajuste en la política. “No hubo un gesto de verdadera austeridad. Pasar de Ministerio a Secretaría, pero con el mismo tamaño no cambia nada”, indicó Guido Lorenzo (ACM) y opinó que “también faltó una verdadera señal de cambio de caras porque el mercado pedía la renuncia de Peña”.

 

“Al discurso de Macri le faltó una convocatoria a la oposición clara, que transmita que la base de apoyo político de este plan es amplia”, señaló, en un informe difundido ayer, Delphos Investment. “Nos quedan fuertes dudas al respecto, siendo este el tema central que puede ser determinante para el éxito de plan, máxime con un Gobierno que no tiene mayorías parlamentarias”, opinaron en su reporte.

 

Según Eric Ritondale (Econviews), la gran pregunta que queda dando vuelta es si el ajuste es viable políticamente. “Para mí lo es, las medidas anunciadas son las más viables políticamente, pese a que incorporan una fuerte baja del gasto”, dijo el economista de Econviews.

 

El programa financiero

 

“Todavía falta explicitar el programa financiero, que no está cerrado porque no terminó la negociación con el FMI”, indicó Lorenzo, con el cual coincidió Alfie al señalar que “hasta que no estén los fondos del organismo internacional, siguen habiendo necesidades”.

 

Por su parte, Delphos señaló: “Dujovne otra vez se quedó corto en detalles, pudo mostrar algunos números en el plano fiscal, pero no dio precisiones en el financiero. Creemos que esto se debe a la falta de autonomía y la necesidad de contar con el acuerdo del FMI”.

 

“El anuncio pone a la economía en un sendero fiscal y de las cuentas externas mucho más sostenible, pero en el corto plazo el Gobierno no podrá afectar mucho el precio de los bonos”, proyectó Ritondale.

 

Retenciones

 

La homogeneización del arancel a los productos que se venden al exterior y el esquema que en vez de gravar mediante un porcentaje lo hace con un monto fijo por dólar exportado también levantó críticas entre los economistas.

 

“Hubiese sido deseable un trabajo más fino, donde se vea con más detalle qué exportaciones gravar y cuáles no”, señaló Lorenzo y opinó que “no todas las actividades tienen la misma rentabilidad y en este plan hecho en cuatro días quedó un gravamen muy homogéneo del mismo tamaño para todos”. De acuerdo con el economista de ACM, Alfie concluyó sobre la medida que “tiene errores de diseño y puede ser un incentivo adicional a retener ventas al exterior y apostar a la suba del tipo de cambio por parte de ciertos sectores”.

 

Ritondale opinó en disidencia que la devaluación de la última semana dejó la puerta abierta para tomar esta medida de subir las retenciones. “Es un mal impuesto, pero en este contexto de emergencia es razonable ya que es fácil de cobrar”, opinó y agregó que “esto no va a alcanzar a dar vuelta el riesgo país porque las condiciones para Argentina siguen siendo complicadas y los inversores ya tienen muchos títulos argentinos”.

 

“No creo que sea una fuente de especulación el esquema de retenciones anunciado de precio de pesos por dólares, al contrario puede acelerar la liquidación por la expectativa de que el tipo de cambio real baje”, opinó Ritondale.

 

Según Lorenzo, brilló por su ausencia algún avance en el plano de un pacto social o un acuerdo de precios, pero concluyó que “no se ha perdido la oportunidad y esa puerta sigue abierta

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *