Juventud y contraataque, claves del Francia campeón

Proyectos integrales a largo plazo, defensas, pelota parada y Premier League son algunas de las características que dejó la Copa Mundial FIFA

 

Por Mariano Espina

 

Quién ganó el Mundial? ¿Los proyectos a largo plazo, el juego de posesión, la experiencia, las potencias europeas? No está claro. Francia es un proyecto. Era uno de los candidatos, quizá no el principal. Es un proyecto que, además, parecía estar en sus fases preliminares por la juventud de su plantel. Croacia no lo es.

 

El técnico, Zlatko Dalić, asumió, hace menos de un año, luego de una difícil eliminatoria. En la cancha, demostraron ser modestos, con buen estado físico y buen pie fruto de la calidad de sus volantes. La vertical y candidata Bélgica se quedó en la semifinal, presentando un equipo con jugadores similares a los que participaron en 2014 y que posiblemente tendrá una renovación en los próximos años. En esa misma instancia naufragó Inglaterra, que en el último año se alzó con los mundiales sub 17 y sub 20. Ahí hay proyecto. Más atrás quedaron Brasil, Alemania y España, en los que hay proyectos y hay calidad, pero también hubo imponderables.

 

La juventud fue disruptiva, ganadora. El promedio de edad de Francia es de 25 años. 19 años para Mbappé, la revelación del campeonato y mejor jugador joven, según la FIFA. 24 años para Harry Kane, goleador del Mundial y 26 para Thibaut Courtois, elegido como el mejor arquero. Pero el Balón de Oro fue para Luka Modrić, de 32 años.

 

Ganaron las defensas. No los defensores, sino los esquemas cerrados y que lograron con éxito Francia, Croacia (con más pressing) e Inglaterra, por ejemplo. En el campeón se destacó (pese a que no tuvo su mejor actuación en la final) N’golo Kanté. La recuperación del 5 le permitía a Francia salidas rápidas, en las que encontraron la mayoría de sus goles. Similar es la tarea que cumplió Axel Witsel en Bélgica. Un seleccionado al que le gusta jugar con la pelota, pero la arriesga constantemente. Los equipos con más posesión de pelota (Argentina, Alemania y España), no pasaron octavos final.

 

También ganó la pelota parada, para disgusto del exseleccionador argentino, Jorge Sampaoli. 9 de los 12 goles de Inglaterra fueron por esta vía. Fue útil para Francia en la final ante el asedio croata.

 

Ganó la Premier League. Un caso curioso. Hace tiempo que se dice que la liga inglesa perdió competitividad y que a sus equipos les cuesta consagrarse en, por ejemplo, la Champions League, el principal campeonato europeo. Ese último dato es cierto: en las últimas siete finales hubo solo tres equipos ingleses y solo campeón (Chelsea 2012). Pero la presencia de esta liga en este mundial fue notable, fue la que más jugadores aportó. De los 736 jugadores que participaron en Rusia 2018, 130 compiten en la Premier League. De los 92 jugadores que llegaron a la semifinal, 40 son de la Premier League.

 

En Francia hay juventud. No hay posesión, hay transiciones rápidas que surgieron de la recuperación y que sorprendió en partidos que se veían muy adverso, como contra Bélgica e incluso en la final de ayer. En Francia hubo pelota parada y también Premier League: Kanté se desempeña en el Chelsea; Paul Pogba en el Manchester United; el arquero, Hugo Lloris, en el Tottenham y Olivier Giroud en el Chelsea. Todos titulares de la selección campeona de Rusia 2018

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *