La CGT destacó la alta adhesión y pudo mostrar un discurso unificado

El triunvirato se manifestó conforme con los resultados del paro y considera que, además, sirvió para neutralizar a sectores “duros”

 

Había satisfacción en el edificio de la CGT. Los dirigentes de la mesa chica de la central obrera evaluaba información sobre el nivel de acatamiento en distintas regionales y esbozaban una sonrisa. En la reunión del consejo directivo, previa a la conferencia de prensa, destacaban además el discurso unificado que pudieron esbozar y se entusiasmaban con un dato extra: la posibilidad de neutralizar a los sectores más díscolos, dentro y fuera de la central, que cuestionaban crecientemente a su conducción y que le exigían una medida más dura contra la gestión de Cambiemos. El triunvirato tiene los días contados y la disputa por la secretaría general permanece abierta.

 

El destinatario de la medida fue el Gobierno y su política económica. “Este ha sido un paro nacional de un nivel de acatamiento altísimo. Un paro general significa el fracaso del diálogo social y también el fracaso de la política”, sostuvo Juan Carlos Schmid, uno de los triunviros, quien consideró que la CGT agotó “todas las instancias para poder encontrar alternativas” antes de convocar a la huelga. “Para que nadie tenga dudas, paramos para poder seguir trabajando”, fue la respuesta del dirigente de Dragado y Balizamiento sobre el “sesgo político” que el Gobierno le endilgó a la medida y del “costo” que generó en términos de pérdidas. “Se perdieron 11.000 millones de dólares en la Argentina sin que hubiera un paro general. Entonces, ¿de quién es la responsabilidad de eso? ¿De la CGT?”, retrucó el líder sindical.

 

“Desde diciembre de 2015 hubo inflación de 95%. No son son trabajadores los culpables. Fueron favorecidos los sectores que más ganan y más tienen. El sector agropecuario y las mineras. Nosotros seguimos tributando desde nuestros salarios, desde el IVA, desde el impuesto a las ganancias. Estamos parando porque estas políticas ya sucedieron en nuestro país y tuvieron desenlace malicioso para sectores amplios de la sociedad”, sostuvo Héctor Daer, del sindicato de Sanidad, puente habitual de negociación con el Gobierno, a modo de puntualización de las razones de la medida.

 

“Paramos para poder seguir trabajando”, fue la respuesta de Schmid sobre el sesgo político que el Gobierno le endilgó

 

Carlos Acuña, el tercero de los triunviros y dirigente de los trabajadores de estaciones de servicio, fue el que volvió a tender un puente con el Gobierno, a partir de la reapertura de la discusión paritaria, tras el recálculo de la inflación. “Tiene que tener la humildad y la sensibilidad de lo que pasa en el país”, le pidió al Ejecutivo. “Dejen que cada sector discuta sus arreglos. Hay una nueva oportunidad, espero que el Gobierno haya leído este paro de hoy. Porque los dirigentes no somos los que paramos. La gente está mal y esta CGT va a seguir teniendo la prudencia pero los tiempos son cada vez mas cortos”, señaló a su turno.

 

Entre los sectores díscolos, el moyanismo, las dos CTA, la Corriente Federal de los Trabajadores y la partidos de izquierda, en distintos ámbitos, hicieron sentir su voz, con críticas al Gobierno y demandas alimentadas a la CGT para no ceder en la presión. “No se puede esperar mucho de este Gobierno; ellos nos han llevado a esta situación extrema, de hambre y ellos mismos nos dicen descaradamente que está todo mejor y eso le da más bronca a la gente”, señaló Hugo Moyano. “Cuando el mercado opina sale el Gobierno corriendo, espero que ahora corra con este paro. Si no toman nota de este paro, la conflictividad social aumentará”, consideró Sergio Palazzo (CFT). Moyano (Pablo, en este caso) y Palazzo son alternativa para disputar la conducción de la CGT.

 

“Los trabajadores no pararon por los nombres propios. Pararon porque tienen conciencia de que este modelo nos lleva a la destrucción, a más precariedad laboral”, evaluó Pablo Micheli, en tanto, en la conferencia conjunta de las dos CTA.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *