¿Tregua? Los bancos detectan un tibio ingreso de capitales tras anuncio del FMI

El anuncio del Gobierno con respecto a la negociación de un préstamo con el FMI trajo cierto alivio al mercado de cambios

 

El anuncio del Gobierno con respecto a la negociación de un préstamo con el FMI trajo cierto alivio al mercado de cambios. El billete en el circuito mayorista empezó a ceder solo cuando trascendió cerca del mediodía que se estaba por anunciar el inicio de las conversaciones formales. Pero luego de cierto respiro el billete tomó otra vez velocidad, algo que fue suprimido esta vez por el mismo BCRA. No vendió dólares en mercado spot sino que, por primera vez, operó en los mercados de futuros. La entidad vendió US$ 190 millones en el contrato a mayo para equilibrar la cancha en el Mercado Abierto Electrónico (MAE). En el Rofex, dicen en Reconquista 266, no hicieron nada, pero en las mesas creen que también intervino con ventas por US$ 200 millones. Sea como sea, tan sólo con eso le alcanzó para cambiar las expectativas y doblegar la tendencia alcista.

 

Así, el billete en el mercado spot quedó en $22,40, cuarenta y cuatro centavos arriba del final de ayer. Pero supo estar arriba de $23,45 en el peor momento. “Ya pasó lo peor. Hoy vimos entrada de capitales de afuera. Esa es la mejor medida para nosotros. Y se animaron a operar en futuros, algo esencial para calmar la corrida”, decían desde la mesa de un banco líder.

 

El BCRA no tenía ningún impedimento legal para operar en futuros. No lo hacía porque está en la Justicia la causa iniciada contra Alejandro Vanoli y Cristina Kirchner. Antes de irse del Gobierno, regalaron dólares a $10,50 en los futuros cuando el dólar blue valía $14. Eso provocó una pérdida enorme para el Estado y debido a eso el Central prefería mantenerse afuera. Todo eso cambio por necesidad, no por deseo.

 

De todos modos, en las mesas de dinero creen que el mercado del dólar está para estabilizarse. “No lo veo que vaya más, la verdad. Ya quemaron las naves y no hay muchas más tensiones. Lo que vimos en acciones y bonos afuera es un efecto rezago, que seguramente el miércoles vayan a acomodarse”, describía otro banco. En la City dicen que hay que tener cuidado a lo que suceda con el contexto internacional que puede terminar de complicar aún más las cosas. “Hay que ver que no se desmadre la situación con (Donald) Trump e Irán.

 

Eso puede precipitar todo. Pero se ve ahora al BCRA un poco mejor armado, además de que se están buscando hasta las últimas alternativas para obtener un préstamo de respaldo del FMI”, comentaban desde otra entidad.

 

En los bancos confían en que haya pasado lo peor. Claramente tendrán que seguir monitoreando cómo siguen las negociaciones y los “condicionamientos” que se empezarán a conocer en el transcurso de las próximas horas. Por ahora, hay cierto alivio y la ilusión de que se está más cerca de encontrarle una solución a la crisis financiera.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *