El PIB de EE.UU. , definción del BCE y empleo en Brasil

Los datos económicos para seguir de cerca en la semana que arrancó

 

En la semana que se inicia, los índices de confianza de los consumidores tendrán mucho protagonismo. El martes, la Fundación Getulio Vargas publicará los datos referidos a Brasil en un momento en el cual la economía muestra signos de recuperación, pero que están amenazados por los riesgos políticos. En Estados Unidos, el jueves se conocerá el índice de confianza de los consumidores que elabora Bloomberg y el viernes será el turno de los datos de la Universidad de Michigan, que toman en cuenta la percepción sobre la situación actual y la visión sobre el futuro. Mientras que, en el caso de Europa, el viernes se publicarán diversos informes sobre el clima de negocios y la visión de empresas y consumidores. El día anterior, se conocerán datos similares del Reino Unido y Alemania, que es la mayor economía de la zona euro.

 

También el jueves, se reunirá el Banco Central Europeo (BCE) y no anunciará cambios en materia de política monetaria. Los últimos datos conocidos que mostraron que la inflación sigue por debajo de la meta y un nivel de actividad algo más débil, reforzarán la estrategia expansiva seguida hasta ahora por el BCE. Más aún, los analistas esperan que los índices PMI que elabora IHS Markit, y que reflejan el desempeño de distintos sectores, muestren una leve baja cuando se conozcan hoy.

 

En materia de datos duros, Estados Unidos concentrará mucha atención. El jueves se difundirá la información sobre órdenes de bienes durables y se espera que haya una suba importante con relación al mes anterior. A su vez el viernes, se conocerá la primera estimación sobre el PIB del primer trimestre que suele ser el más flojo del año, pero dado que todos los indicadores recientes mostraron un nivel de actividad sostenido, se estima que la suba fue de 1,8%. La Reserva Federal y los analistas del mercado proyectan un crecimiento de la economía en 2018 en torno al 2,7%. También se conocerá el índice de precios de los gastos en consumos personales que es la medida de inflación que más toma en cuenta la Fed para definir su política monetaria. En la última medición se ubicó en el 1,8% anual y todo indica que se mantendrá en niveles compatibles con la estrategia gradualista de la Fed en materia de tasas de interés. Para este año están previstas tres subas, ya se realizó una en marzo y se espera que las próximas sean en junio y septiembre. En el mundo desarrollado, la semana terminará con un informe del Banco de Japón sobre la marcha de la economía y los inversores estarán atentos para detectar algún anticipo sobre endurecimiento de la política monetaria.

 

En la región, el viernes se informará sobre la tasa de desempleo en Brasil que sigue en niveles elevados y que irá descendiendo lentamente de la mano de la recuperación de la economía. La abundancia de recursos ociosos es una de las explicaciones por la cual la tasa de inflación se mantiene baja y no llega siquiera al 3% anual. El día previo se conocerá la tasa de desempleo de México que es sólo un cuarto de la brasileña. Otros datos de la economía mexicana que se publicarán esta semana se referirán al nivel de actividad económica y de la inflación.

 

En Argentina, entre los informes más relevantes, habrá dos que traerán buenas noticias y son los que están referidos a la actividad económica de febrero que el Indec divulgará el martes y a la industria de marzo que saldrá el viernes. Mientras que los números del intercambio comercial de marzo, que se conocerán el martes, mostrarán un punto débil del actual esquema económico.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *