“Sacamos 2,7 M de argentinos de la pobreza y esperamos sacar 1M más para el próximo año”

Desde Chapamdalal, Macri habló de las cifras de pobreza y varios temas más

“No tengamos miedo porque lo peor es eso. En Argentina nos han llenado de miedos, de mensajes de cinismo, de que nada podía cambiar, pero los argentinos estamos cambiando”, enfatizó el Presidente en entrevistas que concedió hoy a radios de Santa Fe y de Córdoba.

 

El jefe de Estado subrayó que “Argentina ha emprendido un camino inédito en décadas: gobernar a partir de la verdad, trabajando en equipo, tratando de poner el estado al servicio de la gente y no más al servicio de los políticos, de los sindicalistas, ni de jueces que están arreglados con los políticos”.

 

“Queremos trasparencia y que nos digan la verdad. Hemos logrando lo que no se había alcanzado en años como bajar los impuestos, el déficit, el gasto y la inflación, pero la Argentina necesita crecer 20 años seguidos para que no haya más pobres”, enfatizó.

 

“Ya sacamos 2,7 millones de argentinos de la pobreza y espero sacar un millón más para el próximo año. Este es un proceso en el cual el principal objetivo que yo he asumido, como Gobierno y como Presidente y por el cual espero ser evaluado”, remarcó.

 

Dijo que “la verdad es que tenemos que estar contentos porque del 32%, que fue el punto de partida, hoy estar en el 25,7% marca que vamos en la tendencia correcta”.

 

“Y más todavía: casi 600.000 personas salieron de la indigencia, que es del 4,8%”, agregó.

 

Macri subrayó que se requiere también “trabajar mucho” para reducir “la diferencia entre los que más tienen y los que menos tienen” y señaló que “es parte de mi trabajo tratar de tener una Argentina más justa, más equilibrada”.

 

El Jefe de Estado formuló estos conceptos en los reportajes que dio a Radio LT2 de Rosario y Cadena 3 de Córdoba.

 

Dijo que la meta del 15% de inflación para 2018 “es un camino y un faro” que “lo tenemos que ver en la tendencia, que va a hacer que para fin de este año pasemos a tener un índice de pobreza aún menor que el disparate altísimo de donde arrancamos”.

 

Remarcó que el BCRA “tiene la responsabilidad de combatir la inflación y lo está haciendo bien” a través de el alineamiento de sus políticas monetaria y cambiaria.

 

Señaló “el desastre que ha hecho el gobierno anterior con el regalo de energía” porque “cada día importábamos más y teníamos más cortes, producto de que la energía se regalaba”.

 

Dijo que le “duele” los ajustes de tarifas, pero advirtió que “si hubiese habido otra manera de hacer las cosas para no aumentar lo habría hecho porque lo que más quiero es cuidar a los argentinos, y eso se hace diciendo la verdad”.

 

“Un país que no cuida su energía es un país irresponsable y lo que estamos haciendo es llevar las tarifas de luz, gas y agua al mismo precio de lo que pagaba Uruguay, Chile”, indicó.

 

Dijo que “el mundo entero consume la menor cantidad de energía posible, y los argentinos estamos aprendiendo a consumir la menor cantidad de energía posible”.

 

“Los argentinos somos inteligentes y entendimos que lo otro era pan para hoy y hambre para mañana. Por eso Argentina estaba yendo a ser como Venezuela, hoy casi apagado, con apagones casi totales en todo el país: eso es adonde íbamos”, subrayó.

 

Señaló que los países con mayor desarrollo manifestaron su confianza en las medidas que ha tomado el Gobierno y dijo que esas muestras de apoyo quedaron plasmadas en la reciente reunión de ministros de Economía del G20 y por parte del FMI.

 

“Dijeron que creen en lo que está haciendo la Argentina, en el gradualismo. Lo dicen porque creen que la Argentina puede hacer un aporte importante a la resolución de los problemas del mundo, por ejemplo en la producción de alimentos, o en la producción de energías renovables”.

 

Remarcó que “ahora tenemos que comprometernos a seguir en este camino, sabiendo que nadie nos va a regalar nada, pero vamos a hacer parte de ese mundo para crecer, consolidar el Mercosur, hacer acuerdos con Japón, Suiza, Noruega”.

 

Apuntó que hay que “complementarnos con los países con los que tenemos relaciones, el as bajo la manga que va a dar trabajo a todo el país, con obras de infraestructura que se esperaron durante 40 años”.

 

“Ahora se están construyendo oportunidades de trabajo para sacar lo que producen hacia el resto del país y del mundo”, puntualizó.

 

“Esto es lo que estamos haciendo y tenemos que ahuyentar el miedo y confiar en que nos está yendo bien, que vamos a volver a crecer este año y tenemos que reafirmarnos a partir de valores, verdad, sin corrupción, sin mentira, sin magia, sino trabajando”, enfatizó.

 

Respecto del ministro Juan José Aranguren, el Presidente señaló que dejó su actividad privada donde “le iba muy bien para hacerse cargo de una agenda muy antipática” y tratar de resolver “el mayor despelote” que legó el kirchnerismo que es la falta de abastecimiento energético, “sin reservas de energía, con tarifas por el piso” y yendo a una situación con “más apagones”.

 

Dijo que la Oficina Anticorrupción “le hizo vender las acciones que tiene en Holanda y tuvo que hacerlo al peor precio de los últimos años, perdiendo la mitad de lo que había ganado”.

 

“Es lo que hizo por los argentinos. Lo que vendió quedo allá”, señaló el Presidente y explicó que si Aranguren hipotéticamente empleara su dinero para realizar inversiones en el país podría ser incompatible con su rol de funcionario público.

 

“Hemos puesto la vara muy alta para no tener conflicto de intereses”, apuntó Macri y recordó las medidas que tomó el Gobierno para hacer más transparente la administración pública.

 

Además, hizo hincapié en los altos niveles de turismo que se registran en el país y que se confirmaron con la cantidad de plazas ocupadas durante este fin de semana largo.

 

“El turismo es el as bajo la manga que tenemos los argentinos” por sus paisajes y ofertas gastronómicas, dijo el Presidente y afirmó que la actividad tiene un enorme potencial para crecer.

 

En declaraciones a Cadena 3, respecto de su relación con el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, el Presidente destacó que “estamos haciendo cosas muy importantes” con la provincia y “hemos anunciado montones de inversiones” especialmente en el área automotriz.

 

“Ellos han adherido a las leyes nacionales como las leyes pyme y de riesgo de trabajo. Están avanzando con la ley para emprendedores, que no tengan que pasar cinco meses para poder abrir una sociedad anónima, sino que la puedan hacer en el día, por internet”, sostuvo.

 

Destacó que en línea con el pedido del Gobierno, la provincia comenzó a bajar el nivel de los Ingresos Brutos que se aplicaban antes “culpa quizá de la discriminación del kirchnerismo con Córdoba”.

 

En sus declaraciones a LT2, Macri dijo que “lo importante es que Argentina está creciendo y Santa Fe ha sido una de las provincias que más reaccionó, es la única que levemente creció en 2016”.

 

No obstante, afirmó que la provincia “tiene que tener un poco más de generosidad en cómo evalúa” los recursos que le lleva el Estado porque el país heredó un “altísimo déficit fiscal, de impuestos, de infraestructura”.

 

En ese sentido, ratificó su compromiso de “cuidar a los argentinos”, construir rutas acordes “a un país tan grande” y potenciar la conectividad aérea con “aviones seguros” y vuelos “cada vez más baratos”.

 

Dijo que Santa Fe adhirió a algunas leyes nacionales importantes pero no lo hizo con la de Emprendedores y con la de Participación Pública Privada que crea las condiciones para realizar más obras de infraestructura.

 

“Tampoco adhirió a la ley de ART para parar los litigios laborales, que amerita que las Pymes y los comerciantes no se fundan ante el primer juicio de trabajo”, advirtió.

 

“No sé por qué el Congreso de Santa Fe tiene más vínculos con este sector mafioso, que inventa juicos”, sostuvo.

 

“Tenemos la buena noticia de que se crearon 600.000 trabajos en el último año, pero más de la mitad son informales porque la gente le tiene miedo a los juicios laborales”.

 

Enfatizó que hay que decirles “No a los que están enganchados con estos estudios y algunos jueces laborales y terminan generando daños a todo el país porque esto hace que haya menos empleos y de menor calidad”.

 

Pidió que los legisladores de la provincia “respeten a los santafesinos, que cuiden el presupuesto, porque hace falta más obras para mitigar las inundaciones, más transporte, más desarrollo de la economía de Santa Fe y más trabajo”, además de “recursos para mejorar la policía” de la provincia.

 

En esa línea señaló que cualquier reforma en la Constitución provincial debe evitar la creación de “más cargos, más nombramientos” por la carga presupuestaria que implica.

 

“Para un trabajador que se levanta todos los días al alba, toma un par de colectivos y se pasa casi 12 horas fuera de su casa para tener un salario básico, lo siente como una estafa. Y lo es porque no hay trabajo real detrás de todos esos cargos”, subrayó.

 

Respecto del seleccionado nacional de fútbol, Macri dijo que tiene “un buen equipo y buenos jugadores” y pidió “no ser alarmistas” por la derrota en el partido amistoso contra España, ya que el plantel “está en etapa de adaptación”.

 

“Confío en que la selección va a hacer un buen Mundial, hay que ir a Rusia con entusiasmo y alegría”, afirmó.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *