Prat-Gay se une a pelotón para desbancar al PJ

A mediados de 2017 ofreció las primeras señales y, en noviembre, dio un paso indispensable: hizo el cambio de domicilio a la capital tucumana

 

A mediados de 2017 ofreció las primeras señales. Y en noviembre dio un paso indispensable: hizo el cambio de domicilio a la capital de la provincia. Lo necesitaba. Alfonso Prat-Gay no nació ni residió nunca en territorio tucumano, aunque su familia sea oriunda de esa provincia. “Es una expresión de deseo de mucha gente. Obviamente hay un origen muy profundo de mis padres, mis abuelos y mis bisabuelos en Tucumán. Mi abuelo fue diputado y senador provincial y también diputado nacional por la UCR. Hay un linaje y un cariño muy especial con esta provincia, que considero mía. Me honran los que creen que puedo ser candidato a gobernador, pero es muy temprano para tomar cualquier decisión”, dijo entonces en una entrevista con el diario local La Gaceta.

 

Ayer, el exministro de Hacienda dio otro paso: comenzó a caminar la provincia. Buscando aliados, midiendo cómo le va en el contacto con la gente. La concejala Sandra Manzone, de la Coalición Cívica – ARI, es su principal aliada en la tarea. Y tiene buena relación con el intendente de la ciudad capital Germán Alfaro, otro posible candidato de Cambiemos para 2019. Aunque asegura que su principal aval proviene de la Casa Rosada, desde la que le habrían recomendado que empiece a instalar su candidatura, para que deje de ser un “extraño” para el votante. Un encuentro con vecinos en la Plaza Urquiza de San Miguel de Tucumán, visitas a los centros de jubilados de Santa Lucía y de Monteros y un almuerzo en Tafí del Valle fueron las primeras actividades en ese sentido.

 

 

 

“Queremos dejar atrás décadas de resignación y comenzar a hacer realidad un Tucumán con más oportunidades”, señaló Manzone por las redes sociales para presentar a su aliado. “Son muchas las necesidades y décadas de postergación, pero en nuestro Tucumán profundo nadie renuncia a la esperanza, un cambio donde su bienestar sea nuestra prioridad”, agregó. Desde el radicalismo local miran de reojo: recibió impulso del partido a nivel nacional, pero el partido tiene en José Cano a su “candidato natural”.

 

 

Cano tiene en su debe una serie de derrotas frente al peronismo de José Alperovich y Juan Manzur. La de 2015 fue la más polémica, con denuncias de fraude de por medio. La de 2017, en tanto, fue más holgada, lejos de la “ola amarilla” que atravesó a varias provincias del país, las del Norte entre ellas. Por eso perdió terreno en la consideración, aunque no haya bajado sus pretensiones. “Que camine la provincia, nos va a venir bien. Pero no tiene chances”, dijo el extitular del Plan Belgrano y actual diputado nacional.

 

 

Otro dirigente de Cambiemos que pretende que se lo considere en carrera es el secretario de Vivienda y Hábitat de la Nación, Domingo Amaya. Peronista de origen y exintendente de la ciudad capital sabe que arranca en desventaja, pero no pierde esperanzas. Como en 2015 considera que puede ser parte de alguna fórmula, aunque no la encabece. Silvia Elías de Pérez, radical y senadora nacional, es otra de las opciones.

 

Mientras tanto, desde el oficialismo provincial sigue la jugada de cerca y apuestan por la reelección de Manzur.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *