Mañana entrará en vigencia el nuevo Impuesto a la Transferencia de Combustibles

El ITC pasará a ser un gravamen fijo y quedará en $ 6,726 en el caso de las naftas y en $ 4,148 para el gas-oil

 

A partir de mañana, entrará en vigencia el Impuesto a la Transferencia de Combustibles (ITC), que fue modificado por el Gobierno en la reciente reforma tributaria.

 

Guillermo Leo, gerente de CECHA (la confederación que agrupa a todas las cámaras de estaciones de servicio del país), explicó a El Economista que “el ITC pasó a ser un gravamen fijo y quedó en $ 6,726 en el caso de las naftas y en $ 4,148 para el gas-oil”. Leo también explicó que en la reforma tributaria se eliminaron dos tasas que pesaban sobre el precio de los combustibles, la tasa hídrica y la tasa del gas-oil.

 

De todas formas, también debe sumarse el nuevo impuesto al dióxido de carbono que en el caso de las naftas está en $ 0,412 y en el caso del gas-oil será de $ 0,473.

 

Con el alza del crudo, YPF pidió bajar la carga del ITC para no impactar tanto en el precio de las naftas pero las necesidades fiscales por ahora no lo permitieron

 

Las estaciones de servicio son las encargadas de facturar todo el combustible que se vende por parte de las petroleras.

 

Con el alza del crudo que llegó a tocar US$ 70 en enero pasado y del dólar, YPF pidió bajar la carga del ITC para no impactar tanto en el precio de las naftas. Pero las necesidades fiscales por ahora no lo permitieron para una reforma que además es muy reciente.

 

Tras los dos últimos aumentos, la nafta super de YPF está hasta ahora en $ 24,39, la premium en  $ 28,29, el gas-oil en $ 21,52 y la eurodiesel en $ 25,17.

 

Leo también precisó que los impuestos totales representan el 41% en el caso de las naftas y  37%  para el gasoil.

 

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *