Crece la preocupación por el comercio de granos

Hace más de una semana que los Transportistas de Granos Autoconvocados, impiden el tránsito de camiones cargados de cereales en diferentes puntos del país

 

Hace más de una semana que grupos identificados como Transportistas de Granos Autoconvocados (TGA), impiden el tránsito de camiones cargados de cereales en diferentes puntos del país: Córdoba, Santa Fe, Chaco, Buenos Aires, en demanda del reconocimiento de la tarifa acordada por las cámaras del sector. El principal pedido de los transportistas es que la tarifa de referencia se haga ley para todo el país. Lo cierto es que con el paso de los días la protesta ha ido cobrando mayor presencia en las rutas de Argentina y a su vez, ruralistas y exportadores está muy preocupados por los actos de violencia registrados en algunas regiones y por las pérdidas económicas que trae consigo la medida, como por ejemplo, no poder cumplir con las exportaciones.

 

Divisas en peligro

 

Ayer, los Centros de Corredores de Cereales de Buenos Aires, Rosario, Santa Fe, Bahía Blanca y Entre Ríos exigieron al Gobierno que garantice la libre circulación de camiones cargados con granos ante los bloqueos realizados desde la semana pasada por grupos de transportistas autoconvocados. “Las entidades que representan a los corredores de granos del país consideran que ningún reclamo sectorial puede centrarse en impedir un derecho fundamental establecido en la Constitución Nacional”, enfatizaron.

 

En este sentido, mediante un comunicado explicaron que la interrupción del comercio de granos (principal fuente generadora de divisas genuinas de la economía argentina), provoca problemas en la cadena de pagos del sector agroindustrial y daños económicos por tiempos perdidos y fletes que no pueden realizarse ante la imposibilidad de trasladarse por las principales rutas del país, generando un enorme perjuicio a los productores y acopiadores.

 

El principal reclamo es que la tarifa de referencia se haga ley para todo el territorio nacional

 

Por su parte, Andrés Alcaraz, gerente de comunicaciones corporativas y relaciones Institucionales de la Cámara de la industria Aceitera de la República Argentina (CIARA) y del Centro de Exportadores de Cereales (CEC), alertó que “la protesta de los transportistas está paralizando la exportación de granos y advirtió que en caso de continuar la medida de fuerza en los próximos días alcanzaría pérdidas por US$ 13 millones, solamente por alquiler de buques”. En declaraciones a los medios, resaltó que “hay 65 buques paralizados, con un costo de US$ 20.000 por día”.

 

La respuesta

 

Por su parte, ante los la protesta de los camioneros autoconvocados, fuentes del Ministerio de Transporte, aseguraron: “Rechazamos una medida de fuerza irracional y violenta como esta. Esta gente no buscó ningún canal de dialogo, no tienen representatividad y creemos que no tienen tampoco dimensión del impacto y daño que están generando”. En sintonía con los corredores de cereales y Alcaraz, advirtieron que la medida está paralizando el comercio exterior, la productividad y el abastecimiento.

 

Por otra parte, resaltaron: “Hay repudio de las cámaras de transportistas, de las cámaras de comercio, hasta de la cámara argentina de empresas de nutrición animal, que no están pudiendo abastecer”. Para tomar dimensión del impacto de la protesta, como ejemplo citaron que hay animales muriéndose y algunas granjas llevan varios días sin poder alimentar a los animales.

 

Te puede interesar

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *