El aborto divide aguas en el oficialismo

Desde las primeras líneas de Cambiemos se repitieron las miradas críticas sobre el tema, pero dirigentes intermedios e intelectuales pficialistas se mostraron a favor

 

 

La campaña nacional por el derecho al “aborto legal, seguro y gratuito” convocó ayer durante varias horas a un “tuitazo” con el hashtag “#AbortoLegalYa” y a un “pañuelazo” frente al Congreso. Distintas organizaciones feministas fueron las convocantes y un amplio espectro de agrupaciones políticas participaron del pedido, que se presenta como antecedente del paro de mujeres del próximo 8 de marzo y que tuvo repercusiones disímiles en el Gobierno y la oposición.

 

Desde las primeras líneas del oficialismo se repitieron las miradas críticas sobre el tema. “Yo estoy en contra del aborto, estoy a favor de la vida” señaló el ministro del Interior, Obras Públicas y Viviendas, Rogelio Frigerio, recogiendo la visión que también suele exponer el presidente Mauricio Macri. “Es un tema que hemos planteado desde el gobierno de la Ciudad, en el cual es difícil tener una posición. Tiene muchas aristas, cuestiones personales, religiosas. El Estado tiene una enorme responsabilidad en términos de evitar embarazos no deseados”, argumentó el funcionario.

 

Ayer la campaña nacional por el derecho al “aborto legal, seguro y gratuito” organizó un “tuitazo” y un “pañuelazo” frente al Congreso

 

Pero las posiciones lejos estuvieron de ser unificadas. Dirigentes intermedios de Cambiemos, intelectuales que acompañan al Gobierno y legisladores nacionales se manifestaron a favor de promover una discusión más abierta del tema e incluso de la despenalización. La más contundente fue la diputada nacional Karina Banfi. “Despenalizar el aborto es promover la igualdad de derechos, es una deuda de la democracia que debemos saldar. Necesitamos educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir”, escribió en las redes sociales. . Además, utilizó cifras para argumentar. “Hoy en día los abortos clandestinos causan el 14% de las muertes por maternidad, el 17% de las madres son adolescentes y el 45% de ellas no lo planificó”, señaló.

 

Iván Petrella, secretario de Integración Federal y Cooperación Internacional, también aportó al debate. “El aborto tiene que ser legal, fácilmente accesible y hay que trabajar desde la educación para que sea un recurso extraordinario. #AbortoLegalYa”, señaló a través de twitter. Lo mismo que Hernán Iglesias Illa, a cargo de la comunicación estratégica de Casa Rosada. “Educación sexual para decidir. Anticonceptivos para prevenir. Aborto legal para no morir”, escribió en redes sociales. Mientras que el economista e intelectual cercano a Cambiemos, Eduardo Levy Yeyati, se manifestó en parecidos términos, entre otros referentes del oficialismo.

 

De hecho, la radical nacional rionegrina Lorena Matzen es una de las impulsoras del proyecto de ley que se promueve en el Congreso para reactivar la discusión. Nathalia González Seligra, del PTS; Romina Del Pla, del Partido Obrero; Victoria Donda, de Libres del Sur; y Mayra Mendoza y Mónica Macha, del PJ-Frente para la Victoria, son otras de las impulsoras, lo cual habla del amplio abanico de apoyos. El proyecto es similar al que se presentó en 2016 y que perdió estado parlamentario.

 

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *