EE.UU.: la productividad de los trabajadores sube

Los costos laborales bajaron porque las remuneraciones subieron menos que la productividad apoyada en más inversiones

 

La productividad de los trabajadores en Estados Unidos subió a una tasa anual de 3% en el tercer trimestre del año, el mayor avance de los últimos tres años. Además, el Departamento de Trabajo informó que la remuneración por hora de los trabajadores creció 2,7% en ese período pese a la baja tasa de desempleo.  Al aumentar la productividad que las retribuciones, el costo laboral se redujo en el tercer cuarto del año y fue 0,2% menor que en el segundo y se redujo el 0,7% con relación al año pasado. El nivel de productividad es la clave para mejorar la calidad de vida de los países. En los últimos años, su comportamiento ha sido mediocre y el año pasado registró una suba de 1,5%. Esa es la razón, junto al envejecimiento poblacional,  por la cual la Reserva Federal y muchos analistas privados creen que la economía estadounidense  puede crecer  en torno al 2,5% anual y no mucho más.

 

Para algunos analistas, la menor cantidad  de regulaciones y la posibilidad de que bajen los impuestos llevan a que las empresas inviertan más y consecuentemente se tornen más productivas.

 

Más empleos

 

Según ADP,  que es una empresa dedicada a la liquidación de salarios, y la consultora Moody.s Analytics, especializada en pronósticos económicos, las empresas privadas de Estados Unidos sumaron 190.000 empleados a su nómina salarial. Este es un anticipo de los datos del mercado de trabajo que dará a conocer el viernes la Oficina de Estadísticas Laborales. Los analistas esperan que la tasa de desempleo en noviembre se haya mantenido en el 4,1% y que se hayan generado una gran cantidad de empleos.  El mercado de trabajo sigue mostrando avances y los datos que se conocerán a fin de esta semana son particularmente relevantes porque serán los últimos que dispondrá la Reserva Federal antes de su última reunión del año que se realizará el martes y el miércoles próximos. Los mercados descuentan que se decidirá una suba de tasas de interés y  los datos de empleo despejarán cualquier duda, aunque la tasa de inflación aún no llegue a la meta del 2%.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *