El mercado se prepara para un triunfo de Cambiemos

Los analistas descuentan que el Gobierno tendrá un buen resultado y que por eso seguirá el rally alcista de los distintos activos

 

El mercado es optimista sobre que el domingo Cambiemos tendrá un buen resultado electoral y que por eso continuará el rally ascendente de los distintos activos, aunque con alguna corrección de corto plazo.

 

El último buen resultado para el Gobierno en las PASO estimuló el apetito inversor en activos argentinos, con un Merval subiendo un 23% desde entonces y marcando records de valuación y volumen. Esto fue acompañado de un riesgo país que bajó más de 100 puntos básicos -de 453 a 342- y con un alza de más del 10% de los principales bonos en dólares, con un trasfondo de dólar planchado. Algunos analistas creen que si el domingo el Gobierno obtiene un buen resultado tibio la Bolsa muy probablemente caerá, pero si el triunfo es contundente los precios probablemente seguirán subiendo. Más allá que podría haber alguna volatilidad, el sentimiento general es de optimismo para las acciones locales.

 

“El mercado ya descontó un resultado muy favorable para el Gobierno y un avance en las reformas estructurales que se vienen haciendo, todo lo cual ya está descontado en los precios. Lo único que señalaría es que a medida que empiecen las negociaciones con los gobernadores para avanzar con las reformas podría haber algo más de volatilidad, pero todo indica que el mercado irá para arriba”, aseguró a El Economista el analista Fernando Baer, de Quantum Finanzas.

 

Por otra parte, el ingreso de Argentina a la categoría de “emergente” el año próximo vuelve a estar en el centro de la escena. En ese sentido, el trader Matías Daghero sostuvo que “en este momento está muy cerca el driver de que nos suban a emergentes, por lo cual los inversores no quieren bajarse de esta fiesta (alcista del Merval)”. Agrega: “Hay acciones como la del ByMA que viene subiendo en el último mes más del 50%. Entonces puede haber una cierta correción, pero la tendencia de largo plazo es claramente alcista”.

 

Además de lo político, otro factor que marcará la agenda será una nueva colocación de Letras del BCRA después de conocerse un alto número de inflación en septiembre (1,9%), algo que seguirá postergando una flexibilización de la política monetaria. Algunos analistas esperan entonces que el Central convalide los rendimientos que muestran las Lebac en el mercado secundario, de alrededor del 27% hasta 275 días.

 

Por su parte, los bonos fueron impulsados en los primeros 10 meses del año por la coyuntura internacional de tasas bajas y la buena performance de Cambiemos en las PASO. Esta tendencia podría continuar con un buen resultado oficial, aunque los analistas aclaran que una eventual suba de la tasa estadounidense a diez años en diciembre podría provocar correcciones.

 

Por último, los analistas estiman que el tipo de cambio continuará al alza acompañando la inflación. Según el último Relevamiento de Estimaciones del Mercado (REM), se espera que el tipo de cambio nominal cerrará el año en los $ 18,10, a fines de enero en $ 18,50, y en marzo a $ 18,70.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *