CGT prepara una “protesta gigantesca”

CGT

 

Juan Carlos Schmid, integrante del triunvirato de la CGT, advirtió ayer que la relación entre la central obrera y el Gobierno “está en su punto de tensión más grande” y anticipó que la marcha convocada para el 7 de marzo próximo será una “protesta gigantesca”. La central obrera ya recibió el aval de diversos sectores (que incluye algunas cámaras empresarias) y la próxima semana continuará buscando aliados con una serie de reuniones con distintos bloques políticos.

 

Según anticiparon fuentes gremiales, la CGT conducida por Schmid, Héctor Daer y Carlos Acuña, se encontrará la semana entrante con representantes del peronismo, la UCR y el socialismo. Comenzarán el lunes a las 15 con un encuentro con el titular del PJ Nacional, el sanjuanino José Luis Gioja, y con la Mesa de Conducción de Consejo Nacional Justicialista. El martes será el turno de dirigentes del Socialismo e intendentes. El miércoles o jueves los líderes de la CGT continuarán su gira y se encontrará con la cúpula de la Unión Cívica Radical, que conduce José Corral, en principio en la sede partidaria de Alsina al 1700.

 

Desde la central aclararon que “las reuniones no son puntualmente por la marcha del 7 de marzo o el posterior paro nacional, sino para que las distintas fuerzas escuchen la posición de la CGT y sus preocupaciones, para hacer llegar el reclamo de los trabajadores”. De todos modos, los puentes tendidos en los próximos días sumarán consistencia a la movilización del 7, que esperan que sea masiva y que ya ha recibido el aval de diversos sectores.

 

Acompañamientos

 

La Confederación General Empresaria (CGERA), por ejemplo, resolvió marchar junto a la CGT. “Acompañaremos la marcha de los trabajadores ya que las pymes argentinas no podemos seguir soportando estas políticas. No hacemos esto desde un lugar de opositores, sino porque creemos que el Gobierno se equivoca en el rumbo económico”, expresó Marcelo Fernández, presidente de CGERA. Del mismo, se sumó Apyme y la Central de Entidades Empresarias Nacionales (CEEN). Las dos CTA también participarán de la movilización y es posible que se cuente con el respaldo de organizaciones sociales como Ctep, Barrios de Pie y la Corriente Clasista y Combativa (CCC).

 

Los reclamos que se llevarán a la movilización son múltiples. Por un lado, se solicitará el cese de los despidos y suspensiones –que fue la consigna principal de marcha realizada por la UOM esta semana–. Se rechazará además la política económica del Gobierno que, según dijo ayer Schmid, “genera irritación particularmente en el sector industrial” producto de la “mala administración del comercio exterior”. Por otro lado, se irá contra la pauta de aumento salarial del 18% sugerida por el Gobierno y se insistirá en la necesidad de conseguir porcentajes superiores, que salden lo perdido durante el 2016.

Te puede interesar

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *