Autos

En 2016 creció 10,2% el patentamiento de 0 km

 

La venta de autos nuevos, nacionales e importados, cerró el año superando la barrera de las 700.000 unidades, un incremento del 27% sobre el año anterior. Según datos de la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (Acara) en diciembre se patentaron 40.147 vehículos 0km vendidos, un incremento del 27,1% respecto del mismo mes de 2015. Una vez más el auto más vendido fue la Toyota Hilux, en tanto la marca líder resultó ser Volkswagen.

 

El buen desempeño del último mes del año –algo no tan usual, en un contexto en el que muchas ventas se posponen hasta el nuevo año- terminó por consolidar los números de ventas anuales, que terminaron el 2016 en 709.482 unidades vendidas, un avance del 10,2% respecto del mismo mes del año anterior cuando se registraron 644.021 vehículos.

 

Los datos del acumulado 2016 indican que se trata de la cuarta mejor marca de la serie histórica del sector, tras el récord de 964.000 vehículos patentados en 2013, seguido por los 860.000 de 2011 y los 845.000 de 2012.

 

Dinamismo

 

Al respecto, Dante Alvarez, presidente de Acara, señaló que “el año se completó con un nivel de patentamientos muy superior al que proyectábamos en el comienzo del mismo, con un segundo semestre muy activo”, en tanto se entusiasmó sobre el futuro cercano porque “hay confianza en que esta inercia en la actividad se mantenga en los próximos meses”, afirmó el directivo.

 

Entre los factores que explican este optimismo, puede mencionarse la estabilización de las variables macroeconómicas que se espera para 2017, lo que supondrá una recuperación del poder adquisitivo de los salarios, acompañado además, por las promociones y descuentos se mantendrán al menos en los primeros meses del año. En el sector esperan que se sostenga el dinamismo de los vehículos comerciales y un aumento la participación de los modelos más económicos, que comparativamente se contrajeron respecto del año precedente.

 

Durante el último año la mayoría de los sectores industriales tuvieron fuertes bajas interanuales, en gran medida por la caída de la demanda interna y la menor tracción de la economía brasileña. Sin embargo, el sector automotriz fue uno de los pocos que cerró un buen año, en especial en cuanto a ventas, no tanto en producción, donde la recuperación empezó a verse recién en noviembre. El nivel de patentamiento estuvo impulsado por las fuertes promociones y descuentos que decidieron las terminales, en un escenario de mayor disponibilidad por la sobreoferta del mercado brasileño. En el sector se estima que los patentamientos crecerán este año entre 5% y 6%.

 

cuadro-carlos

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *