“Hay que fortalecer el Mercosur”

 

Entrevista a Jorge Lucángeli, Director de la Maestría en Relaciones Económicas Internacionales de la UBA

 

Jorge Lucángeli es economista y director de la Maestría en Relaciones Económicas Internacionales, que se dicta en la Facultad de Ciencias Económicas (FCE) de la Universidad de Buenos Aires (UBA). En diálogo con El Economista, repasa el primer año del Gobierno de Mauricio Macri en la materia, analiza las tácticas oficiales en su vinculación comercial con el mundo, reseña las oportunidades referidas a aumentar y diversificar las exportaciones y dice, categórico, que la globalización, contrario a lo que se escucha, no se murió ni se morirá.

 

Hasta ahora, no han llegado los famosos “brotes verdes” a la economía real. ¿Qué ha pasado con la política exterior y, específicamente, las relaciones económicas internacionales en el primer año del Gobierno de Macri?

El Gobierno no se ha lucido en su gestión de la política exterior durante el primer año de mandato. Ha sido positivo haber roto el aislamiento, tratando de restablecer los vínculos con todos los países. Considero un logro importante la posición adoptada en Mercosur respecto de Venezuela. Significa fortalecer el acuerdo regional.

 

El país se acercó tímidamente a la Alianza del Pacífico, quiere vigorizar el acuerdo entre el Mercosur y la UE y, ciertamente, tiene una postura más amigable con los acuerdos y las negociaciones internacionales que el Gobierno que lo precedió. ¿Avizora a Argentina concretando algún acuerdo, ya sea por su cuenta o con el Mercosur, o lo ve poco probable? Digo en los próximos 2-4 años…

Argentina tiene que apostar fuertemente a fortalecer el Mercosur. Creo que ese tiene que ser el objetivo prioritario. Y cualquier acuerdo con otros bloques debe hacerlos en el marco del Mercosur. Argentina no puede darse el lujo de desestimar la alianza con Brasil. Quizá haya que pensar en otro formato de acuerdo en Mercosur, pero el acuerdo regional no puede despreciarse. Respecto del acuerdo UE-Mercosur, la actual propuesta de la Unión Europea no es lo más beneficioso para los países de la región.

 

Brasil y China parecen monopolizar los debates sobre el comercio exterior criollo. Sin desmerecer esos destinos, hay más de 180 países en el mundo que reciben nuestras exportaciones que son poco comentados, como algunos mercados asiáticos o africanos, que han ganado peso. ¿Hacia qué destinos debería orientar los esfuerzos comerciales el país, considerando tanto la complementariedad, el crecimiento y el margen para expandir las ventas y reducir, así, la dependencia con Brasil y China?

Más que destinos habría que pensar en qué tipo de productos Argentina puede tener ciertas ventajas competitivas. En términos de intensidad tecnológica, nuestro país puede aspirar a incursionar en los mercados de manufacturas de tecnología media: autopartes, manufacturas basadas en tecnología de procesos (productos químicos y, petroquímicos). Los países de ingresos medios pueden resultar mercados atractivos para Argentina, pero con un tipo de cambio atrasado no creo que resulte fácil conquistar nuevos mercados.

 

¿Los días más gloriosos de la globalización han quedado atrás o la globalización sepultará a sus funebreros?

¡La globalización sepultará a sus funebreros! El fenómeno de las llamadas cadenas globales de valor, la nueva versión de la globalización, no se podrá desmantelar. De todos modos, el crecimiento del comercio mundial se ha desacelerado. Pero no es consecuencia de que la “globalización haya muerto”, como se suele escuchar.

 

Usted dirige la Maestría en Relaciones Económicas Internacionales en la FCE de la UBA. ¿Qué propone la maestría?

Nuestra maestría tiene una clara orientación económica. Me atrevería a decir que es la única de nuestro país que tiene ese sesgo. Un conjunto significativo de materias (cerca de la mitad) se refiere a temas de política comercial, integración y finanzas internacionales. Otro conjunto tiene que ver negociaciones comerciales y los foros internacionales en tanto que en otras materias se revisa el “fenómeno de la globalización”. Consideramos que brinda una visión de las relaciones económicas internacionales amplia y precisa.

 

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *