Empleo: metalúrgicos preocupados

 

Empresarios y sindicalistas metalúrgicos se reunieron ayer con diputados de distintos sectores políticos para intercambiar opiniones sobre el escenario actual de la industria nacional. En la reunión que presidió el titular de la Comisión de Industria de la Cámara Baja, José Ignacio De Mendiguren, quedó formada una mesa de trabajo para hacer un seguimiento de la actividad y proponer políticas que ataquen las preocupaciones por el empleo y la apertura de las importaciones. Desde la Asociación de Industriales Metalúrgicos (ADIMRA) señalaron que en lo que va del año registra una caída del 10% de la actividad, llegando al 50% en algunos rubros, en tanto que el descenso del empleo fue de entre 3 y 4%. A su vez, el presidente de la Asociación de Fábricas de Componentes (AFAC), Raúl Amil, agradeció la sanción de la ley para fomentar el autopartismo pero confirmó que la caída de Brasil les produjo “un fuerte impacto” en la actividad, que no logró superar hasta ahora la participación del 23% en la fabricación de autos nacionales.

 

El titular de la Asociación de Fábricas Argentinas Terminales de Electrónica (AFARTE), Federico Hellemeyer, expuso preocupación por los acuerdos con la Comunidad Europea, y los representantes de la cámara que nuclea a las pymes metalúrgicas se sumaron a la inquietud.

 

Por su parte el titular de la UOM, Antonio Caló, aseguró que en seis meses se se produjeron “15.000 suspensiones, 4.500 despidos y 4.000 retiros voluntarios”, a la vez que resaltó que ante la apertura importadora la alternativa es privilegiar “la comida de los argentinos o la comida de los extranjeros”. Sobre el costo nacional, el metalúrgico indicó que si un operario cobra $100 la hora “el empresario paga $140”.

 

La reunión contó con la presencia del diputado y ex ministro de Economía, Axel Kicillof, el titular del bloque del FPV, Héctor Recalde; la jefa de la bancada del massismo, Graciela Camaño; y los radicales Miguel Angel Bazze, y Luis Borsoni, entre otros.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *