El IPC Córdoba clavó los frenos: apenas fue 0,28%

 

El IPC de Córdoba dio un número bajísimo para el mes de agosto. Apenas 0,28% en la general, lo que implica una notable desaceleración que se viene sosteniendo desde hace meses para ese distrito. El dato a mirar, la núcleo (o resto), fue de 1,62%, es decir, que también desaceleró, lo cual es sin dudas una buena noticia, pero a un ritmo un poco menor.

 

Este fue el primer dato oficial de la inflación de agosto, dejandoa un lado las expectativas que registra el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) del BCRA y las opiniones de los especialistas, que en general daban por hecho un índice similar al que salió y dejando de lado las mediciones de las consultoras privadas.

 

Ahora, resta esperar principalmente la publicación del IPC GBA del Indec, que será el próximo martes; la del IPC CABA, que será el lunes, y también las de San Luis y Mendoza. Todas vienen desacelerando fuerte en los últimos meses.

 

Córdoba

 

En los últimos días del mes pasado, tras la suspensión temporal de los aumentos de tarifas del gas por parte de la Corte, algunos economistas advirtieron: la inflación general es esperable que desacelere más, dando muestras de una volatilidad que se confirmaría hacia los últimos meses del año cuando, tras las audiencias, el gas vuelva a aumentar. Y así ocurrió en agosto el caso de Córdoba. En cambio, la núcleo, señalaban los especialistas, que también es esperable que desacelere, lo haría a un ritmo más armónico y lento.

 

Todo parece ir confirmándose. La desaceleración de la general viene siendo abrupta en el caso cordobés: fue de 4,64% en mayo, 2,67% en junio, 1,66% en julio y 0,28% en agosto. En cambio, la núcleo muestra una curva más suave pero también persistente: 3,8% en mayo, 2,56% en junio, 2,32% en julio y 1,62% en agosto. Los precios regulados, en cambio, cayeron 3,11%. Se espera que esta dinámica sea análoga a la que se dará en el resto del país. Algo así se dejó entrever en las expectativas de la REM, que pronostican un subibaja para la general del GBA y una baja lenta pero sostenida de la núcleo.

 

El acumulado del 2016 llegó a 25,38% y la interanual que mide agosto contra agosto de 2015, a 39,15%.

 

El economista jefe de Analytica, Martín Polo, opinó: “Fueron muy buenos los datos de Córdoba. Al margen de lo que se especulaba por la reversión del tarifazo y cómo impactó en los rubros de vivienda, tenés una desacelaración en todos los demás componentes y eso se reflejó en que la core estuviera en 1,6%. Te da la pauta de que no es un veranito sino una tendencia recontra confirmada. No creo que la núcleo perfore el 1% antes de fin de año, pero ya es una buena señal”.

 

Los privados

 

Mientras se esperan los números del Indec y CABA, los privados ya fueron dando sus propias estimaciones para los precios de agosto, todas en línea con las expectativas de desinflación ya mencionadas. Por caso, Orlando J. Ferreres y Asoc vio una de 0,1% que, sin el impacto tarifario, llegó a 1%. Estudio Bein dio una general de 0,6%, que dejando de lado el precio del gas sería de 1,6%. Elypsis, por su parte publicó una de 0,5%, que tarifas aparte sería de 1,1%. FIEL, en cambio, previó una deflación que sin tarifas subiría a 1%. C&T Asesores Económicos informó una de 0,3%, que sin la cuestión del gas llegaría a 1%.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *