El BCRA confirmó las metas y dijo que la tasa clave será la de 7 días

Sturzenegger planteó “el marco operacional” y explicó cómo planea llevar la inflación a 5% en 2019. En 2017, se reduce la asistencia al Tesoro.

 

Finalmente, y tal como se descontaba, el país aplicará un régimen de metas de inflación (inflation-targeting) desde el 1° de enero de 2017, tal como hacen muchos países en el mundo.

 

Asimismo, el BCRA confirmó ayer las metas ya conocidas, señaló que la nueva tasa de referencia será la de 7 días (las Lebac pasarán a tener un único vencimiento mensual desde 2017) y anunció que la entidad le transferirá al Tesoro $150.000 millones en 2017 en concepto de utilidades y adelantos transitorios, $10.000 millones menos que en 2016. En términos del PIB, la “dominancia fiscal” caerá de 2,1% a 1,5%. El gráfico que presentó Sturzenegger fue más que elocuente: la asistencia del BCRA al Tesoro comenzó a tomar dinamismo en 2009 “y ahí estuvo la génesis del proceso inflacionario”.

 

El nuevo esquema ¿Cómo funciona? El BCRA fija sus metas y usa sus herramientas (básicamente, la tasa de interés) para que estas se cumplan. “Esa es su función: ni más ni menos”, dijo el titular de la entidad, Federico Sturzenegger, ayer al anunciar el nuevo régimen.

 

Para 2017, la meta es que el IPC del Indec (es el índice que se usará por el momento) ronde entre 12% y 17%; en 2018, entre 8% y 12% y, en 2019, sea 5% (entre 3,5% y 6,5%). “El BCRA se compromete a que los precios se mueven cada año en cierta magnitud”, dijo el presidente de la entidad. “Eso genera una suerte de referencia para todos los actores económicos”, amplió. “Es un régimen sencillo y sin tanta complejidad”, añadió.

 

Los anuncios se realizaron en el Salón Bosch del BCRA y Sturzenegger estuvo acompañado por Lucas Llach (vicepresidente), Damian A. Reidel (vicepresidente segundo), Mariano Flores Vidal (gerente General) y Agustín Collazo (gerente general de Operaciones). Su presencia no fue casual: ellos integrarán el Consejo de Política Monetaria. Se sumará a la mesa Pablo A. Neumeyer, el subgerente general de Investigaciones Económicas.

 

Según Sturzenegger, “el mercado” (en base al relanzado REM) todavía tiene algunas dudas o, más técnicamente, una “brecha de credibilidad” pues espera que los precios suban 19,8% en 2017. No es mucho y el banquero se mostró confiado en poder “estar dentro de la banda”.

 

La tasa

 

El instrumento de política monetaria seguirán siendo las Lebac a 35 días hasta fin de 2016 y, a partir de entonces, la tasa a mirar será la de pases a 7 días, que se ajustará semanalmente todos los martes. “No tiene mucho más ciencia que eso: es simplemente ir a una tasa más corta”, dijo el titular del BCRA.

 

“Va a haber un corredor a ambos lados de esa tasa de referencia que definiremos antes de enero y esos van a ser los topes mínimos y máximos entre los cuales se va a mover”, explicó Reidel. “La idea es manejar más finamente las condiciones de liquidez en el sistema financiero”, explicó.

 

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *